Ábalos, en el punto de mira: Barajas "es un coladero" de coronavirus

Enrique Ruiz Escudero, Antonio Zapatero, Isabel Díaz Ayuso o Fernando López Miras insisten: "Necesitamos medidas para evitar volver a como estábamos".

Libertad Digital

Pasan los días, aumentan los contagios y el ministro de Fomento, José Luis Ábalos, sigue sin intensificar los controles sanitarios en el aeropuerto de Barajas, mientras cada vez más voces reclaman medidas más estrictas. Este jueves, el consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, denunció que Sanidad Exterior, dependiente del Ministerio, sólo detectó cuatro de los 77 casos importados que, desde mayo, han entrado a través del aeropuerto de Barajas, señalando que éste es "un coladero" de la covid-19 y reclamando medidas más estrictas que Sanidad, hasta la fecha, no ha atendido.

A finales de junio, Ruiz Escudero escribió una misiva a Salvador Illa señalando que las "relaciones visuales basadas en el 'ojo clínico' del que las hace", los controles de temperatura y los "formularios de papel" eran medidas insuficientes, y proponía restringir la llegada de vuelos procedentes de países con una tasa de incidencia por covid-19 superior a la registrada en España y/o en Schengen, requerir para poder embarcar una PCR negativa o la "necesidad de que los operadores envíen mensajes al móvil a los viajeros para que sepan qué hacer durante su estancia en España".

Hace un par de días, el viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero, anunció que un vuelo con destino a México fue cancelado en Barajas al registrarse un caso positivo en un miembro de la tripulación, que requirió su ingreso en el Hospital Gregorio Marañón.

Además de Ruiz Escudero y de Zapatero, numerosas voces han clamado durante esta semana contra el "coladero" coronavírico que es el Aeropuerto Madrid-Barajas Adolfo Suárez. La vicealcaldesa de la capital, Begoña Villacís, dijo este jueves en Es la mañana de Federico que Barajas es un "coladero" y denunció que "el Gobierno insiste en no practicar controles". La edil apuntó que, en marzo, "España llegó tarde a todo", añadiendo que el país "está volviendo a llegar tarde a todo", e instando a ser "muy cautelosos y tener exceso de celo".

Desde el PP, tanto los barones de la formación como los miembros de cúpula del partido, llevan semanas exigiendo más control en los aeropuertos. La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, anunció hace ya dos semanas que las medidas en el de Madrid Barajas-Adolfo Suárez eran "insuficientes" y que las iban a recurrir.

"Necesitamos que nos escuchen y que juntos pongamos medidas para evitar volver al inicio como estábamos en los meses de enero, febrero, marzo, donde el aeropuerto de entrada a Madrid no puso medidas de control de la epidemia y no queremos por nada del mundo retroceder", sentenció Ayuso.

Una denuncia a la que se han sumado otros presidentes autonómicos como el murciano Fernando López Miras, que este viernes también comparaba a Barajas con un "coladero" en una entrevista en Es la Mañana de Federico. El popular insistía en que de los más de 200 nuevos casos que ha registrado la región de Murcia, "más de 170 tienen su origen en un vuelo de Bolivia que llegó a Barajas. Se supone que todos pasaron los controles que el ministerio ha puesto en Barajas, pero llegaron a Murcia y ya han contagiado a 170 personas por el virus".

Desde Génova, el secretario general del PP, Teodoro García Egea, apuntó también este jueves que "es evidente que los rebrotes están pillando al Gobierno fuera de juego" y sin un plan alternativo para atajarlos.

Según el dirigente popular, "los rebrotes han pillado al Gobierno sin un plan en los aeropuertos y en los puertos, sin un plan para hacer o no obligatoria la mascarilla y en esa inexactitud de que no se puede confinar a la población sin estado de alarma".

A continuación