El PP pide al Gobierno "lealtad recíproca" con el coronavirus y que no se repitan "irresponsablidades" como el 8-M

Fuentes del PP explican que a finales de la semana pasada, desde la CAM ya se pidió al Gobierno elevar las precauciones.

Míriam Muro

Para el Partido Popular, el Gobierno ha tardado demasiado tiempo en tomar medidas para afrontar la crisis del coronavirus. A pesar de ello, Pablo Casado ha insistido en las últimas horas en mostrar su "lealtad" al Ejecutivo aunque considera que se han cometido importantes "irresponsabilidades" como llamar a manifestarse el pasado 8 de marzo.

Y no sólo eso, fuentes populares explican que a finales de la semana pasada, desde la Comunidad de Madrid ya se trasladó al Gobierno de Sánchez la necesidad de elevar las precauciones pero desde el Ejecutivo central se buscaba "retrasar" la alerta hasta que hubiera pasado la manifestación feminista. "Con el cierre de los colegios pasó lo mismo. No lo veían hasta que la Comunidad de Madrid lo anunció y entonces, lo apoyaron", aseguran estas fuentes.

Aún así, y tal y como ha explicado el propio Pablo Casado este miércoles tras asistir al homenaje a las víctimas del 11 de marzo en el parque del Retito de Madrid, "el Gobierno tiene la plena colaboración de las administraciones que dirige el PP" y el presidente popular se reunirá con Sánchez "todas las veces" que le llame.

"Lealtad en todas las direcciones"

Pero lo que le pide Casado a Sánchez es que "esta lealtad, esta mano tendida para resolver esta crisis, vaya en todas las direcciones y sea para hacer algo de forma urgente", ha explicado el líder del PP que este lunes planteaba a Pedro Sánchez una batería de medidas para paliar, especialmente en página económica, los efectos de esta crisis.

Fuentes del PP consideran que "las medidas que anunció Sánchez este martes no son suficientes pero son responsables" y ven al presidente del Gobierno "por detrás de los acontecimientos".

Para frenar estos errores, lo que también piden desde el PP al Gobierno es que "no pierdan su credibilidad" con actuaciones como las del pasado lunes cuando "tras haber alentado las manifestaciones por toda España", a las pocas horas dijo "que la situación era muy grave y había que tomar medidas drásticas".

"Yo la lealtad la voy a mantener a pesar de que Pedro Sánchez no lo hizo ni con el ébola ni con la listeriosis en Andalucía", ha recordado un Casado que ha terminado asegurando que "en España hace falta un líder político que esté al frente del gobierno y que incluso asuma el coste electoral de liderar medidas y dar tranquilidad en una crisis sanitaria muy grave".

A continuación