Ya es oficial: 'La Razón' se suma a la campaña de la izquierda para cargarse a Ayuso

La semana empieza calentita. Embrollo con las elecciones catalanas, broncas entre políticos y medios, Bárcenas y fuego amigo contra Ayuso.

Pilar Díez

El Mundo

"Los votantes de ERC rechazan pactar con Illa: prefieren a Puigdemont". Pues vaya faena para Sánchez. ¿Y eso no lo había previsto el listo de Redondo?

Rosell lamenta la "batasunización de Cataluña" por los ataques a Vox. Como si fuera de ahora. Lleva décadas batasunizada. ¿O nos hemos olvidado de Arran, Cup, las calles siempre serán nuestras, el acoso al juez Llarena, etc, etc y etc.

"Al movimiento nacionalpopulista que persigue la separación de Cataluña del resto de España no le basta con ejercer la hegemonía en el Parlamento, las instituciones, los medios de comunicación y las élites culturales. Necesita agitar el acoso callejero como parte de su anhelo disolvente". Los golpistas no tienen "escrúpulos en recurrir a la violencia explícita para ejercer la coacción o bien en mirar para otro lado mientras la serpiente del odio y la intolerancia sigue gangrenando las bases sociales de una ciudadanía ya de por sí fracturada". Lo mismo esperaba Rosell una campaña limpia y civilizada en Cataluña.

Denuncia "la agresión inaceptable sufrida por los candidatos de Vox en Vic. Se trata de un acto de barbarie que exige la condena de todos los partidos y una rectificación por parte de la Generalitat, responsable de la orden de los Mossos de dispersar pero no detener a los responsables de esta agresión". Antes agredían a Ciudadanos y al PP y ahora la han tomado con Vox. La violencia en Cataluña no es ninguna novedad, existe desde siempre.

Federico Jiménez Losantos tiene un pálpito. "Junqueras elegirá entre presidir, indultado por Sánchez, el Tripartito de Progreso y Diálogo, con Podemos de monaguillo, o seguir apoyando a Puigdemont en el Tripartit Sobirá, con la CUP de acólito. Illa quedará para vestir indultos". Vaya papelón el de Illa. Si es que a quién se le ocurre ir de educado y moderado en Cataluña, allí hay que ir con bazuca.

"El precio del apoyo de ERC a Sánchez será el referéndum separatista, que llamarán consultivo en Madrid y decisorio en Barcelona". "Cataluña, es decir, el golpismo impune, se ha adueñado de España, y va carcomiendo instituciones, leyes, partidos, medios de comunicación y a la propia opinión pública. Sarna con gusto no pica, dice el refrán. Será a los sarnosos". Pero es que Federico, Iván Redondo tiene otra idea. Dice Raúl del Pozo que el friki de Moncloa le ha dicho que "España quiere a Cataluña y Cataluña quiere a España". Esto es una evidencia científica de que el coronavirus tiene efectos nocivos en el cerebro.

El País

Mucho Bárcenas. ¿Creían ustedes que eso estaba ya finiquitado? Pues no, resulta que hoy empieza el juicio por la caja b del PP. El País les ofrece una "Guía para seguir el juicio sobre la caja b del PP". Y además gratis, oiga, ya les veo lanzándose ávidos a por ella. También tiene un "ESPECIAL: Bárcenas cerca otra vez al PP". Aquí hay que soltar guita, cachis, pero por solo un euro podrá empaparse de este caso del que se ha hablado tan poco. Ya solo les falta regalar el DVD de la película.

Miguel González justifica los ataques a Vox. En Vich "cientos de independentistas arrinconan a los simpatizantes de Vox en una esquina de la Plaza Mayor, cubierta con gigantescas esteladas. Los responsables de la campaña del partido ultra sabían que ir a la capital de la comarca de Osona (70% de voto independentista, convocatoria de boicot por grupos radicales) era meterse en la boca del lobo". Mira que ir a sitios donde no les quieren, si es que son unos provocadores. Como los que ponían la nuca en las pistolas de los etarras, a quién se le ocurre.

"Quienes pretenden silenciar al partido ultra saboteando sus mítines son su mayor altavoz", es la queja del articulista. "Abascal ha sabido sacar partido del acoso de los fanáticos del otro extremo del arco político y cuenta con que la táctica de plantarles cara, a riesgo de que se la rompan, se traduzca el domingo en un ascenso electoral de Vox en toda Cataluña". Si llegan al domingo sanos y salvos, claro.

Los de El País se han hecho expertos en epidemiología y ahora pretenden dirigir las medidas contra la pandemia. Que no hay que levantar las restricciones, dice el editorial. Como a ellos les paga el Ibex. "Los últimos datos sobre la pandemia parecen indicar que España ha superado el pico de incidencia de la tercera oleada. La mejora, sin embargo, es tan ligera que no resulta admisible relajar la actitud".

"Las mejoras observadas han llevado a algunas comunidades a reducir las restricciones. Relajar las medidas de forma sustancial antes de que los contagios caigan hasta niveles controlables sería un fallo trágico". ¿Y no son trágicas las colas del hambre, esas que no existen para El País? ¿No es trágico que la gente se arruine, que tengan que cerrar los negocios? Es que a los señorones del periódico les pagan sueldos astronómicos los millonarios de toda España, y claro, así se puede ir por la vida dando sermones.

Y ayer se produjo el milagro. Un reportaje sobre el Zendal con cita y todo, no como Peinado, que quiso entrar por el viejo sistema de usted no sabe con quién está hablando.

Preguntan a un paciente, "Javier Nica, que, tras colgar una videollamada con su familia, asegura que se encuentra "cada día mejor": "Se duerme bien, como bien, estoy bien y los médicos y las enfermeras están todo el día pendientes de nosotros". Ya no pregunta a más pacientes, no vaya a ser que el Zendal no sea Auschwitz.

"La plantilla actual es de 1.305 profesionales, entre ellos 120 facultativos de diversas especialidades, 584 enfermeras y 436 auxiliares. Apenas dos centenares de ellos han sido voluntarios". A tres pasillos de allí, un auxiliar de enfermería que rechaza dar su nombre lo ve desde otro lado.

"Es uno de los llamados traslados forzosos, profesionales a los que las gerencias de sus hospitales les comunicaron que si rechazaban incorporarse al Zendal se quedarían sin volver a trabajar en el Sistema Madrileño de Salud". "Me llamaron un lunes cuando salía por la noche del turno y me dijeron que, o venía aquí el martes, o tenía que renunciar a mi contrato", dice. Forzosos, voluntarios, pero ¿de qué estamos hablando? ¿Quién coño se han creído que son estos tíos? Estamos en pandemia, son sanitarios e irán donde se les diga, punto pelota. Y si se niegan a cumplir con su obligación, al paro de por vida.

ABC

Ha estallado una cruenta guerra entre ABC y Vox, concretamente Espinosa de los Monteros. Dice ABC que "Espinosa de los Monteros ha lanzado una campaña" contra el periódico pidiendo a los suscriptores que se den de baja.

"El portavoz de Vox, Iván Espinosa de los Monteros, ha emprendido una nueva campaña contra ABC, a pesar de que se trata del medio de comunicación que da una cobertura informativa más amplia a los ataques que el partido de Santiago Abascal está recibiendo, y de que este diario denuncia de forma habitual las agresiones que sufren sus líderes por parte de diversos grupos".

Todo viene porque en el titular del domingo el periódico "entrecomilló la palabra 'atacan'". "Las comillas indican la literalidad de una frase o expresión", dice el periódico, que subraya su "empeño por reproducir fielmente lo ocurrido". "Algunos de sus dirigentes atribuyeron a las comillas un significado completamente distinto: lo interpretaron como un intento de restar veracidad a la denuncia de los ataques de los separatistas. Todo ello, a pesar de que la veracidad del ataque era fácilmente comprobable, ya que se grabaron numerosos vídeos durante los ataques".

"INDEPENDENTISTAS EN VIC 'ATACAN' A GARRIGA Y SMITH, QUE TIENEN QUE SALIR CUSTODIADOS", era el titular en cuestión. Hombre, literal, literal no es, ya que según la información "Garriga denunció lo sucedido en Twitter y lo tachó de 'ataque'. Lo literal en este caso sería "Garriga denuncia el 'ataque' de los indepes".

"Javier Ortega Smith e Ignacio Garriga, dirigentes de Vox, y el segundo, candidato a la Generalitat de Cataluña, tuvieron que ser 'rescatados' por agentes de la Policía Nacional". Parece que el rescatados también es literal.

Así que hoy titula. "Abascal acusa a la Generalitat de "permitir" el "lanzamiento de piedras" contra dirigentes de Vox". Os chincháis. Como críos.

Jesús Lillo se lanza a la yugular de Espinosa de los Monteros. "ABC es el periódico que con más contundencia ha condenado los ataques dirigidos contra los representantes de Vox". "Cerrar medios de comunicación es una afición —de momento aspiración— que Iván Espinosa de los Monteros comparte con Pablo Iglesias". Uf, eso ha tenido que doler.

"Amigo de las ataduras y la obediencia, aprendiz de populista, el dirigente de Vox distorsiona el ideario de un partido político que debería saber de primera mano en qué consiste la defensa de la libertad y dónde están los verdaderos riesgos de la democracia. No es en ABC, sino en quienes lo persiguen, a derecha o izquierda".

Pero Lillo es muy comedido comparado con el director del periódico, Julián Quirós, que está fuera de sí. "El señorito Iván sufre las consecuencias de todo niño consentido, igual por cierto que el señorito Pablo pero en una casa de posibles. Esos niños que nunca alcanzan la categoría de hombres o mujeres, que como bien contó Delibes les desborda la prepotencia altanera y el trato cortijero, que magrean tanto a la criada como a la mujer del administrador y que mantienen un roce mundano con Paco el Bajo, su secretario de caza, siempre que esté clara la distancia entre el siervo y el amo. Nuestro Iván debe considerar que ABC le sirve para salir a cazar o no le sirve". ¿Espinosa de los Monteros magrea a la criada? Como le ponga un libelo y una salita en el ministerio sí que vamos a tener que pensar que se parece a Iglesias. Ojo con la tarjeta del móvil, señora criada.

La Razón

"Si cae Rajoy, hay que limpiar la siglas y dejar la sede de Génova". Con lo rajoyista que era este periódico. Pero es que algo está pasando en Atresmedia, empresa en la que conviven el alma del PP con el alma de Podemos. Eso tiene que acabar mal.

Hoy Carmen Morodo hace oficial la persecución de este medio a Díaz Ayuso, con una campaña calcada de la que hicieron a Cifuentes y a Cayetana.

"Lo que tiene que hacer Casado es liderar, no dejar que le lideren, con sus aciertos y con sus errores. Un ejemplo, entre los barones impuestos desde Génova, elegidos solo por su fidelidad a Madrid, hay ya un caso de escrito de la Fiscalía iniciando investigación por cohecho. Aquella fue una operación de dedazo para elegir a la nueva presidenta regional sin pasar por un congreso extraordinario". Carmen Morodo miente, porque esa denuncia está archivada.

Pero eso le da igual a la mano derecha de Ferreras. Su intención es clara, ya lo ha hecho antes. Lanzar contra Ayuso a los perros de presa mediáticos de su socio Ferreras, Escolar , y demás hienas mediáticas. ¿Es Marhuenda ajeno a esta operación? Parece que quieren entregarle Madrid al PSOE. ¿Cuánta pasta habrá costado la operación?

A continuación