Los Mossos, en alerta ante un "riesgo al alza de atentado terrorista"

Una circular interna de los Mossos pide a mandos y agentes extremar la vigilancia en espacios públicos tras los atentados de Francia y Austria.

Pablo Planas (Barcelona)

Los atentados islamistas en Francia y Austria han disparado las alarmas en la policía autonómica catalana, los Mossos d'Esquadra. Una circular interna pide a mandos y agentes que extremen la vigilancia en los espacios públicos de mayor concurrencia. La nota apunta un "riesgo al alza de atentado terrorista" y alerta ante la posibilidad de que un "lobo solitario" decida atentar en Cataluña.

Según la Comisaría General de Información de los Mossos, los atentados islamistas en Francia y Austria podrían desencadenar un efecto imitación en Cataluña. "Insistid en la necesidad de aumentar la alerta, especialmente en los lugares de principal concurrencia pública y observar con rigor las medidas de autoprotección", reza el comunicado que ha sido filtrado al diario Nació Digital.

La Comisaría de Información sostiene que "el mayor riesgo continúa siendo el de un ataque por una sola persona o un grupo reducido de autores empleando armas blancas o de fuego o utilizando vehículos para provocar atropellos", es decir, un atentado como los sufridos el 17 de agosto de 2017 en Barcelona y Cambrils.

"También es probable el uso de dispositivos explosivos improvisados, especialmente en acciones con armas de fuego en las que los autores podrían llevar encima cinturones o chalecos explosivos", reza el comunicado interno.

Además, se insta a los agentes a estar atentos a las proclamas islamistas en redes sociales y se recuerda que la semana pasada ya fue detenido un individuo en Cataluña por enaltecer el asesinato del profesor francés Samuel Paty, que mostró una caricatura de Mahoma en una clase sobre libertad de expresión.

Los Mossos añaden al riesgo de atentado islamista la hipótesis de que se puedan producir discursos del odio y ataques a oratorios islámicos a cargo de elementos de extrema derecha.

Toda España está en alerta 4 ante la posibilidad de atentados. El escalón siguiente, el cinco, que es el máximo, no se ha aplicado porque implicaría el despliegue del Ejército en la vigilancia de instalaciones como aeropuertos y estaciones de transporte público.

A continuación