El franquismo retorna a 'La Vanguardia' con un NODO sobre Sánchez

La crisis del coronavirus avanza como un ejército bien organizado y la prensa toma posiciones.

Pilar Díez

El Mundo

"Madrid pidió medidas durante 10 días y el Gobierno se negó". Hombre, no le iba a jorobar la mani un bichito infecto. En el editorial se lía a bofetada limpia contra Sánchez. "Ya sabemos que su lentitud de reflejos y la histórica irresponsabilidad de alentar las manifestaciones masivas de 8-M va a hacer más difíciles las próximas semanas de lo que podrían ser", ¡zas! en toda la boca. "Pero la pandemia está aquí y este gobierno deberá aparcar su obsesión con la propaganda para probarse en la gestión real de una emergencia de primer nivel". Pero chiquillo, si es lo único que saben hacer Pedro Sánchez y sus socios. A ellos no les hables de gestionar crisis.

Hasta el momento, como dice Arcadi Espada, la única decisión resaltable del Gobierno fue "la que tomó de alentar a la asistencia a la manifestación del 8-M, a pesar de la peste. Cientos de miles de mujeres, solas y tal vez borrachas, habría supuesto un incalculable problema de salud pública". Y ahora, después de haber expuesto a a la ciudadanía a contraer una enfermedad, pide Sánchez que le apoyemos sin rechistar, "una línea de crédito excepcional", lo llama Rafa Latorre. "Les basta con que la oposición no se comporte como él se comportaría en su lugar. Esto es con el formidable espectáculo de agit prop que ya estaría atronando las calles de Madrid en el caso exquisito de que la crisis fuera únicamente regional y que quien hubiera demorado las decisiones, el gobierno autonómico. ¿Una presunción?". No Rafa, una verdad como una casa. Estarían llamando asesina a Ayuso en la calle, La Sexta y aledaños. "Tanto como lavarse las manos conviene apreciar la verdad. De(s)preciar, o sea, a Sánchez". Y no sabemos si merecemos un Gobierno que nos mienta, pero lo que sí sabemos es que no merecemos un Gobierno que ponga en peligro la salud de los ciudadanos.

El País

"El BCE reclama a Europa una respuesta contundente al virus". Por los cerros de Úbeda. Se reserva la artillería pesada para ir contra Madrid. "Madrid, lista para todo". Que Ayuso puede decir misa, "el gobierno estudia las drásticas medidas aplicadas en Italia como ejemplo a seguir en el caso de que la pandemia se agrave notablemente en la comunidad de Madrid". Y alienta la guerra entre Madrid y Moncloa. "El gobierno choca con el Ejecutivo madrileño por la gestión de la crisis".

Jorge Galindo pide ahora que colaboremos todos, que "no nos toquemos de más, evitemos aglomeraciones, quedémosnos en casa si podemos, tratemos de reducir el riesgo de los demás, no solo el nuestro". Eso habérselo dicho a Sánchez antes del 8-M. Ahora es muy fácil venir con lecciones.

ABC

"Pandemia". El periódico de Vocento alerta de la emergencia económica. Bieito Rubido está preocupadísmo, y con razón. "El Gobierno está actuando con una improvisación impropia de una crisis de estas características. España ha entrado en un marasmo económico y si realmente el Gobierno hubiese preparado un plan de choque, hace semanas que debió aplicarlo". "Es la incoherencia de un gobierno más entregado a la ideología que a la gestión". Si tuviera un mínimo de decencia, Sánchez dimitiría hoy mismo.

Jesús Lillo dice que "la obsesión por la imagen de Pedro Sánchez lo ha llevado a compartir de forma permanente sus naderías, no solo ideológicas y lingüísticas, sino escénicas, y ahí lo tenemos otra vez haciéndose una foto en el comité de evaluación y seguimiento del coronavirus en el ministerio de Sanidad, ayer sin música de guitarra. Es tanto lo que quiere enseñar que ya no lo puede tapar. En el pecado lleva la penitencia un exhibicionista que no logra cerrar ya la gabardina".

Isabel San Sebastián también saca el guante de boxeo. "El gobierno puso en serio peligro la salud pública con tal de salvar su gran parada propagandística del 8-M". Así, sin anestesia. "¿Cuántas personas se contagiaron ese día? ¿A cuántas más estará transmitiendo el virus ahora mismo cada uno de esos enfermos? Lo comprobaremos a partir del lunes, cuando todo esos nuevos infectados se presenten en urgencias…". Bueno, con una de las principales responsables no ha hecho falta esperar tanto. Irene Montero ya está infectada.

La Razón

"Hacienda plantea suspender el pago de las hipotecas". Al fin una buena noticia. "Hacia el colapso sanitario". Dice el editorial que "ya no es posible seguir improvisando, arrastrado por los acontecimientos, como ha hecho el Gobierno hasta ahora". "El mismo Fernando Simón admitía ayer que en las hora previas a la celebración de la marcha del 8 de marzo, que contó con nutrida representación del Gabinete, con su efecto arrastre, el número de contagios en la Comunidad de Madrid parecía acelerarse". Pelillos a la mar, "no es tiempo ni de reproches ni de buscar responsables, actitud tan cara a la izquierda española". Pero ahí queda eso.

La Vanguardia

Increíble, de vergüenza ajena lo de Carmen del Riego. "Sánchez asume la iniciativa política y convoca a presidentes y partidos". "El jefe del ejecutivo despliega su plan de choque ante la crisis con aval internacional". ¿Ah sí? Pues nos lo podía haber desplegado antes a los españoles. "El actual manual de estrategia de la Moncloa receta transformar toda la crisis en una oportunidad. Y Pedro Sánchez aprovecha el desafío del coronavirus para situarse al frente de la respuesta, subrayar su liderazgo en el escenario interno, europeo e internacional, y asumir toda la iniciativa política en España. El presidente del Gobierno mantiene toda su agenda monopolizada por esta emergencia sanitaria, económica y social". ¿Esto qué es? ¿El NODO? Parece que ha vuelto La Vanguardia Española del franquismo. Tienen experiencia.

A continuación