La visita prenavideña de Enrique Ponce a su casa con Paloma Cuevas

Enrique Ponce pasó unos días con sus hijas y las llevó al domicilio de su madre, Paloma Cuevas.

Chic/Agencias

Enrique Ponce no pasará la Navidad con sus hijas. Y es que, según apuntan diferentes fuentes, el diestro celebrará las fiestas en Almería con Ana Soria, no en Madrid con Paloma Cuevas y sus dos hijas, como se pensaba en un principio.

Por eso, el diestro ha disfrutado de unos días con Paloma y Bianca, a las que el pasado lunes por la tarde llevó al domicilio conyugal. Allí se encontraba la empresaria, esperando a sus hijas que habían pasado el fin de semana con su padre.

Aunque muchos apuntaban a que el diestro y Paloma iban a pasar la Navidad juntos, lo cierto es que finalmente no será así y será la valenciana la que disfrute de la compañía de sus hijas en esta primera parte de las fiestas navideñas. A la espera de firmar el divorcio, Enrique pasará por lo tanto la Navidad con su actual pareja, Ana Soria.

Después de disfrutar de unos días con sus pequeñas, y conduciendo su propio vehículo, Ponce entraba en el domicilio conyugal. Tras varios minutos en el interior, Enrique abandonaba el edificio con el rostro serio y oculto bajo oscuras gafas de sol.

Por lo que respecta a Paloma, hay quien asegura que ha encontrado el amor. El tiempo dirá, de momento disfrutará de estos días de fiesta con sus hijas y sus padres. El que sí está disfrutando de su historia de amor es el torero, feliz al lado de la joven almeriense por la que ha cambiado su vida radicalmente.

A continuación