El blog de Federico

Todo está en manos de Rajoy

Zapatero ha cumplido los pronósticos que, de puro incumplidor, nadie pensó que cumpliría. Anunciar que se va en unos meses significa que tratará de llegar hasta Marzo, pero eso no depende de él sino de Rajoy. Una moción de censura por la repugnante y reiterada coyunda con la ETA acabaría políticamente con ZP –a quien ahora se empezará a ver como un tío simpático- y con Rubalcaba. La petición del PP de Madrid –Aguirre parece la única de ese partido que sigue en política- de un inmediato adelanto de las elecciones generales es totalmente lógica. Pero la lógica del combate no es la de Mariano Rajoy. En su mano está echar a Zapatero por la vía rápida o pedirse el primer puesto para cargar con su féretro, que sin duda es lo que hará Gallardón. Se quedará a medias, no sea que.

Cuando se apuesta por el desgaste del otro y el otro se desgasta del todo, puede cobrarse la apuesta o seguir manteniéndola, por el placer de saber que ganarás. El arriolismo gallardonero se basa en la deserción de la tarea de Oposición y en el conchabeo con la Izquierda para heredarla (véase el rescate bancario o las complacencias del neo-PP vasco con los pobrecitos etarras dizque torturados), ya que en la derecha no tiene más problemas que los medios a los que persigue, que somos pocos, aunque cada vez más influyentes. O cada vez menos influidos por el PP, que ha renunciado a un discurso político coherente y a un programa de Gobierno claro para salir de la ruina económica. Para Rajoy, la mejor situación era la que había hasta el sábado. A partir de ahora, el PSOE celebrará las primarias lo más lejos posible del 22 de Mayo y jugará a remontar, algo que no suele favorecer a la derecha de pitiminí y a los maricomplejines ministrables.

Las opciones de Rajoy son todas. La resolución, probablemente, ninguna.. Toda su táctica ha sido la de desgastar y, sobre todo, dejar que el PSOE se desgastara. Misión cumplida. Pero después del 22 de Mayo, lo desgastado quedará amortizado. Y si el PSOE aprovecha las exequias zetaperas volverá a ser un enemigo temible, sobre todo para los que viven de temerle. ¿Por dónde saldrá Rajoy? Si por él fuera, ni saldría, pero no tiene más remedio. Y el primer acto en que debe retratarse es la manifestación de las Víctimas del Terrorismo el 9 de Abril. Hasta el viernes, Rajoy dejó caer que podría ir. Desde el sábado, eso supone empezar la guerra que hasta ahora ha eludido, basarse en la Derecha para atacar a la Izquierda. Y no es ese el guión de Mariano Gallardón. Si lo cambia, mejor, porque se compromete para las elecciones y la Moncloa. Pero me extrañaría. Cuando uno duerme demasiado, sigue teniendo sueño.

A continuación