La sátira

Soneto de los recor-

Fray Josepho

Hasta el soneto sufre sus recor-,
y nota los efectos de la cri-;
pues para hacer ahorro en la poesí-
suprimir una sílaba es la for-.

Una sílaba menos ¿qué me impor-
si tiene once el verso endecasí-?
Ya acabaré encajándole las ri-,
aunque al principio note algún trastor-.

Si la gracia se abrevia y se resién-,
pues, queridos lectores, lo lamén-:
tienen razón y no se lo discú-.

Mi sacrificio es solo por Espá-,
que entre taifas, mentira y despilfá-
se va a tomar (perdónenme) por cu-.

A continuación