La sátira

No te vayas, Durán

Fray Josepho

No te vayas, Durán. Aguanta, tío.
Que en Bruselas, Madrit o Barcelona
llevas treinta y tres años de poltrona,
mamando del erario como un crío.

No te vayas, Durán. Mantente frío,
que un hombre como tú no se acollona.
Que la prensa de Espanya es muy cabrona,
pero no llegará la sangre al río.

No te vayas, Durán. Que el Hotel Palace,
si en una suite de nuevo no te instalas,
se va a arruinar de pena y pesadumbre.

No te vayas, Durán. Recapacita.
Que Mariano también te necesita
para los pasteleos de costumbre.

A continuación