Lionel se queda

Fray Josepho

La semana pasada escribí, sobre Messi, un soneto titulado "Lionel se pira", pero resulta que el futbolista argentino ha dado una entrevista en chanclas y gayumbos y ha dicho que se queda en el Barça. Así que he tenido que componer otro soneto, aunque repitiendo el último verso del anterior.

–¿Pero no se iba a ir? –Pues no, se queda.
–¿Y qué hay del burofax? –Que se invalida.
–¿Y el mal rollito? –Nada, ya se olvida.
–¿Y el lío que montó? –Se desenreda.

–¿Pero nadie lo ficha? –No hay quien pueda.
–¿Y el desgarro que hubo? –No hay herida.
–¿Y la lealtad? –No habrá quien se la pida.
–¿Por qué? –Porque aquí cuenta la moneda.

–¿Le pitarán? –No hay público en la grada.
–¡Pero se quiso ir! –No pasa nada:
en cuanto meta un gol, lo absolverán.

–¿Y ganará en el Barça? –Ni una copa:
se arrastrará, perdiendo, por Europa...
¡Y sin decir palabra en catalán!

A continuación