Cataluña

En català, si us plau (i si no us plau, també)

Fray Josepho

Este domingo se celebró la gala de los Premios Gaudí, que son una especie de patética imitación de los Goya, que a su vez son un lamentable remedo de los Óscar, que, por su parte, no son copia de nada, pero son un coñazo.

En la unanimidad catalanista de la ceremonia se abrió una grieta cuando salió a recibir el premio a la mejor actriz de reparto Candela Peña, natural de Gavá, que tuvo la osadía de hablar en español, lo que produjo cierto nerviosismo en la gala. Y sobre todo provocó reacciones furibundas entre la grey nacionalista, que le reprochó a Candela Peña no solo el uso de la lengua lamentable (Duran i Lleida dixit) sino, incluso, que no hubiera aplaudido la proclama independentista de otra actriz.

Pero lo más delirante es que le otorgaron el Gaudí al mejor filme en lengua catalana a Blancanieves, una película muda.

Besar en catalán. Comer, lo mismo.
Toser en catalán (con buen acento).
También en catalán tomar asiento
Y en pulcro catalán, hacer nudismo.

En catalán el sexo, el alcoholismo,
el vómito, el picor y el mal aliento.
Sonarse en catalán y, de momento,
también en catalán el bilingüismo.

En catalán roncar y estar palote.
En catalán también chupar del bote.
Y en catalán soltar un estornudo.

En catalán tocarse los cojones.
Trincar en catalán las subvenciones.
Y hacer en catalán el cine mudo.

A continuación