Aportaciones a la Ley Celaá

Fray Josepho y Monsieur de Sans-Foy

La Ley Celaá, la llamamos. Pero en realidad se llama la Lomloe. ¡No digan que no mola!

Hemos tenido, entre otras, la LODE, la Logse, la Lopeg y la LOE... Porque todo Gobierno socialista que se precie saca adelante su propia ley de educación. Todas buenas, todas fantásticas. A cuál mejón.

Ahora, buscando el consenso con todos los que estén dispuestos a aplaudir a Sánchez con las orejas (a los demás, que les den pomada), tenemos esta Lomloe que promete avances en el pluralismo democrático tales como eliminar los últimos residuos del castellano allá donde exista otra lengua menos carca y privar del pan y la sal a los centros concertados, esos viveros de fascistas.

Nuestros poetas no son insensibles a tales éxitos, pero cada uno hace énfasis en los que más le gustan:

REFORMAS CELAÁ
por Monsieur de Sans-Foy

Josepho: la ministra Cela-á
(no olvides el acento en esa a)
es pródiga en fantásticas ideas.
Es pródiga y del Norte, que le va
la más septentrional de las Coreas.

Si toca reformar, es una alhaja
que sabe propinar tijeretazos
y acaba los recortes a navaja.
Aquí van unos cuantos chivatazos
de las asignaturas que baraja:

“España como fuente de problemas:
nuestra Constitución y otras pamemas”.

“Los mártires de lo imperecedero:
el mundo desde Gandhi a Zapatero”.

“Análisis político del clima:
por qué da la derecha tanta grima”.

‘Historia del heteropatriarcado:
del hombre de Atapuerca hasta Casado’.

“Tatuajes en idiomas no estatales
y piercing en regiones genitales”.

La cumbre de sus éxitos inmensos
será decir adiós a los suspensos:
el vago que no entregue su trabajo
se considerará aprobado bajo,
y aquél que ni aparezca por la clase,
por pánfilo, obtendrá aprobado base.

MÁS ASIGNATURAS
por Fray Josepho

–¿Qué asignatura da cates?
–¡Mates!

–¿Cómo hacerlas admisibles?
–¡Sostenibles!

–¿Y serán más positivas?
–¡Inclusivas!

Ya no serán conflictivas,
y hasta los más botarates
encontrarán atractivas
las nuevas clases de Mates
Sostenibles e Inclusivas.

–¿Qué aprenderán de memoria?
–¡Historia!

–¿Y de qué no hará mención?
–¡De la nación!

–Pero ¿en caso de despiste?
–¡Que no existe!

España es un cuento, un chiste.
Una entelequia ilusoria.
Si acaso, un tumor o un quiste.
Por eso, hay que dar Historia
de la Nación que no Existe.

–¿Las clases serán didácticas?
–¡Prácticas!

–¿De qué tratarán, ya mismo?
–¡De onanismo!

–¿Y en qué etapa estudiantil?
–¡En Infantil!

De una forma muy sutil
aprenderemos las tácticas
del chimpancé y del mandril,
y pondremos clases prácticas
de onanismo en Infantil.

A continuación