Nikola Jokic pierde la cabeza tras una dura falta de Markieff Morris

El Búfalo serbio se enfrenta a una dura sanción. El 'pívot de los Nuggets envistió por la espalda al alero de los Miami Heat, Markieff Morris y fue expulsado.

Nikola Jokic nos brindó una nueva exhibición en el duelo que los Nuggets ganaron a los Miami Heat por 113 a 96. Una actuación sobresaliente de uno de los grandes candidatos al MVP esta temporada que estuvo empañada por su embestida por la espalda a Markieff Morris.

Fue a falta de poco más de dos minutos para el final del partido, cuando Jokic llevaba la pelota y al soltar el balón fue interceptado por Morris, quien le intentó taponar tarde. El serbio se tomó la justicia por su mano y le metió un empujón de época al jugador de los Heat. Markieff Morris intentó levantarse con ayuda de Tyler Herro, pero no pudo dar ni dos pasos para nuevamente caer y necesitar asistencia médica. Minutos más tarde el equipo informó que estaba con los médicos para ver que no tenía nada en el cuello. Jokic fue expulsado.

Nikola reconoció su error tras el partido: "Me sentí muy mal. Sentí que tenía que protegerme y no pensé que que iba a reaccionar así. Pensé que Morris iba de manera mal intencionada a hacer falta y a hacerme daño pero aunque pasen estas cosas tu no puedes reaccionar como yo lo hice".

A continuación