Le arranca la camiseta a un rival dentro del área: todo el mundo vio penalti menos el árbitro

El colegiado camerunés Antoine Max Effa Essouma, sancionado por su "surrealista" actuación en el Raja Casablanca-Renaissance (0-0). Hasta los comentaristas se rieron en directo de sus despropósitos.

Un arbitraje calificado de "surrealista" en un partido entre dos equipos marroquíes le ha costado al colegiado camerunés Antoine Max Depadoux effa Essouma un año de suspensión, según ha anunciado la Confederación Africana de Fútbol (CAF) en un comunicado.

El encuentro entre el Raja de Casablanca y el Renaissance de Berkane del pasado domingo, valedero para la Copa Confederación africana, que terminó con empate a cero, ha sido la comidilla de la prensa internacional por las numerosas faltas cometidas contra el Raja que el árbitro no vio.

El momento más llamativo se produce en el área del Renaissance: allí, el defensor Mohamed Aziz no se contenta con marcar de cerca al atacante Badr Banoun, sino que le llega a arrancar la camiseta a la vista de todo el mundo, pero el árbitro se limitó a llamarle la atención a Aziz.

Hubo otros momentos de desatención que perjudicaron principalmente al Raja, que tras el partido del domingo quedó fuera de la competición y lleva desde entonces denunciando el comportamiento del colegiado.

La confederación ha terminado haciéndole caso: "Tras los notorios fallos de arbitraje y los malos rendimientos constatados en el partido, que tuvieron un impacto en el resultado final del encuentro, la comisión de arbitraje de la CAF ha decidido suspender por un período de un año" al colegiado camerunés. 

A continuación