El KO más extraño y sorprendente del año en la UFC

Apodado de 'Monkey King', por su curiosas celebraciones tras los combates, Jordan Leavitt protagonizó uno de los KO más extraños y espectaculares de los últimos años.

Su constancia y su tesón hicieron que se ganara un contrato con la UFC. Jordan Leavitt debutó sobre el octágono a su 25 años y su estreno no pudo ser mejor. Un espectacular KO frente Matt Wiman hicieron que se llevara el premio al mejor nocaut de la noche y un suculento premio de 50.000 dólares.

Jordan levantó a Wiman y lo lanzó contra la jaula con mucha potencia. Con el codo en su mentón, ayudó a que el contrario quede totalmente inconsciente en el octágono. Este fue el nocaut de la noche, aunque muchos creen que también fue el del año. Duró nada más que 22 segundos en la jaula.

Tras celebrar el triunfo, Leavitt se aceró a la grada para pedir disculpar a la esposa de Wiman. Un gesto de deportividad que ha sido muy aplaudido en las redes sociales.

El debut 'oficial' de Leavitt en la UFC no ha podido ser mejor.

A continuación