"Persona con diabetes" por "diabético" o "usuario de andador" por "lisiado": el loco nuevo glosario de la UE

El Parlamento Europeo publica una guía para comunicarse "con sumo cuidado" en los ámbitos de la discapacidad, cuestiones LGBTI+ y "grupos étnicos".

Jesús Fernández Úbeda

El Parlamento Europeo acaba de publicar una guía de uso interno, a la que ha tenido acceso LD, que tiene como objetivo "ayudar al personal" de la institución "a comunicarse correctamente en los ámbitos de la discapacidad, las cuestiones LGBTI+ y los grupos étnicos, las migraciones y la religión". En este documento, se tildan de "inapropiados" vocablos o expresiones como, por ejemplo, "diabético/a", "cambio de sexo" o "caucásico/a" y, respectivamente, se aconseja sustituirlos por "persona con diabetes", "transición de sexo" o "persona blanca".

Aunque lo parezca, no estamos ante una parodia de Sacha Baron Cohen o de South Park: en el Glosario del lenguaje respetuoso para la comunicación interna y externa, el Parlamento Europeo insta a su personal a que "pregunte a miembros de grupos representativos de la diversidad cómo prefieren que se dirijan a ellos. No obstante, cuando no sea posible hacerlo, les rogamos que consulten el siguiente glosario". El vocabulario ha sido seleccionado "con sumo cuidado" por la Unidad de Igualdad, Inclusión y Diversidad de la Dirección General de Personal de la UE y por la Dirección General de Traducción.

El Glosario del lenguaje… está dividido en tres partes: la primera recoge la terminología para referirse correctamente a los discapacitados; la segunda, para las "personas LGBTI+", y la tercera, para "los grupos étnicos, las migraciones y la religión".

Así, en el primer apartado, el Parlamento Europeo rechaza utilizar términos como "discapacitado/a, persona discapacitada; minusválido/a, persona con minusvalías; inválido/a, persona con defectos congénitos/de nacimiento, persona con una malformación"; "cojo/a, tullido/a, lisiado/a"; "ciego/a", "tartamudo/a". En su lugar, aboga por usar "persona con discapacidad", "persona con una discapacidad congénita/de nacimiento", "usuario/a de muletas/de un bastón/de un escúter de movilidad/de un andador" o "persona con una dificultad del habla". Además, pide evitar "banalizar las consecuencias de las discapacidades en la vida de las personas (evite decir, por ejemplo: ‘Voy a ordenar el escritorio porque soy un poco TOC’ o ‘Me he levantado muy hiperactivo hoy’)".

El segundo apartado ("Terminología sobre las personas LGBTI+") alberga una serie de definiciones sobre las nuevas identidades de género/sexo –"Género no conforme: Término que se aplica a una persona cuya identidad de género no cumple con las expectativas sociales de expresión de género relativas al sexo que se le asignó al nacer"; "Género fluido: Término que se aplica a una persona que no tiene una identidad de género fija", etcétera–.

"Matrimonio homosexual", caca

Además, el Parlamento Europeo considera "inapropiado" decir "sexo biológico", "transexual", "drag queen", "cambio de sexo", "relación o pareja homosexual" o "matrimonio homosexual", y aboga por emplear, respectivamente, "sexo asignado", "persona trans, persona transgénero", "transición", "relación de personas del mismo sexo, pareja de personas del mismo sexo" y "matrimonio igualitario".

Finalmente, en el apartado relativo "a los grupos étnicos, las migraciones y la religión", a los clásicos a evitar "negro/a" o "moro/a" se añaden "inmigrante de segunda/tercera generación" –aconsejan utilizar "minoría racial/étnica/religiosa, persona de origen migrante, descendiente de personas que migraron"–, "mulato/a" –lo "apropiado" es decir "persona birracial, persona multirracial, mestizo/a"– y, para que no haya discriminación racial, "caucásico/a" –lo correcto es usar "persona blanca"–.

A continuación