Aragonès defiende la exclusión del español y dice que la "escuela debe ser el núcleo de la nación catalana"

El presidente regional cambia de fecha y escenario del discurso de Navidad para distinguirse de sus homólogos autonómicos

Pablo Planas

El presidente de la Generalidad, Pere Aragonès, no sabe qué hacer para distinguirse de sus antecesores y del resto de presidentes regionales de España, razón por la que ha decidido cambiar de fecha y escenario el tradicional discurso de Navidad. Así, ha pasado del día 31 al 26 de diciembre, festividad de San Esteban, la prolongación catalana de la Navidad, y ha salido del falso gótico del palacio de la Generalidad para dar su charla en una escuela de Santa Coloma de Gramenet pionera en la aplicación de la inmersión lingüística.

La defensa de una enseñanza que excluya la presencia del español en las aulas ha centrado la intervención del dirigente republicano con el telón de fondo de un aula de la "escola Roselló Pòrcel" de la citada localidad de la conurbación barcelonesa. Según la teoría de Aragonès, "desde centros como este, la obcecación de padres y madres" propició la enseñanza en catalán, lo que generó "cohesión social" y "oportunidades". El dirigente separatista ha reconocido implícitamente el papel adoctrinador de la enseñanza en Cataluña al afirmar que con el actual modelo "la escuela debe ser el núcleo de la nación catalana".

Diálogo y coronavirus

Aragonès también se ha referido a las conversaciones entre el Gobierno y la Generalidad y ha introducido por primera vez un punto de pesimismo. Así, ha pedido que se habiliten "alternativas" por si las negociaciones "encallan". Sostiene el presidente autonómico que 2022 debería ser el año en que se vieran "resultados tangibles", en el que "comience a desbloquearse el conflicto con el Estado a través de la autodeterminación y la amnistía". Sin embargo, admitió la posibilidad de que el diálogo acabe en fracaso, por lo que instó a "empezar a construir alternativas, con el máximo consenso y aprendiendo del camino realizado hasta ahora".

El dirigente separatista también habló del covid, lamentó las duras medidas aplicadas por su gobierno, prometió que se levantarán las restricciones en cuanto sea posible y aseguró que el próximo año será el del fin de la pandemia vírica y económica por la vacunación y por la llegada de los fondos europeos.

A continuación