Aragonès y Colau tratan de boicotear al Rey y acaban sentados en su mesa

Felipe VI preside la celebración del 250 aniversario de la patronal catalana Foment del Treball mientras presidente y alcaldesa montan su número.

Pablo Planas

Nuevo ridículo del presidente de la Generalidad, Pere Aragonès, y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, que se han negado a participar en la recepción institucional al Rey al comienzo del acto de celebración del 250 aniversario de la patronal catalana Foment del Treball. Como acostumbran a hacer ambos personajes, no participan ni en la recepción ni en la foto de familia para luego acabar compartiendo mesa y mantel con el monarca cuando ya no hay cámaras presentes.

La operación se repite desde que Pere Aragonès fue designado presidente de la Generalidad mientras que Colau se sumó a esta especie de boicot parcial al Rey tras el golpe de Estado separatista de octubre de 2017. De poco han servido las presiones empresariales, cuyos principales representantes comienzan a estar hartos de los "equilibrios" protocolarios de Aragonès y Colau.

Ambos políticos renunciaron a estar este lunes en la entrega de despachos judiciales a los 188 miembros de la 70 promoción de la Escuela Judicial, acto presidido por el monarca. Sin embargo, no se han querido perder la fiesta empresarial entre otras razones por no hacer un desplante al presidente de la Fundació Bancaria la Caixa y del Consejo de Administración de CriteriaCaixa, Isidre Fainé, al que se ha homenajeado con la medalla de honor de la patronal. También se ha reconocido a la Asociación Industrial Textil del Proceso Algodonero (AITPA), cuyo presidente es Josep Sauleda.

Aragonès y Colau han acabado sentados en la mesa del Rey junto al presidente de Foment, Josep Sánchez Llibre, los expresidentes de la entidad Joaquim Gay de Montellà y Juan Rosell, el presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, el presidente de Cepyme, Gerardo Cuerva, el presidente de Repsol, Antoni Brufau, el de Naturgy, Francisco Reynés, el de Aguas de Barcelona, Àngel Simón, la ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, y los galardonados Fainé y Sauleda.

A continuación