Play

PSOE y Podemos aprovechan la crisis del PP para volver a agitar a Franco y vincularlo con Pablo Casado

El líder del PP asiste a una misa en la que se rezó por el dictador sin saberlo.

Maite Loureiro

PSOE y Unidas Podemos no desaprovechan ninguna oportunidad de recurrir a Franco para intentar vincularlo con los partidos de la oposición, eludiendo así hacer frente a sus propias polémicas. Si hasta ahora el Gobierno ha intentado siempre relacionar a Vox con el franquismo, ahora estos esfuerzos se extienden también al PP.

Una técnica ya empleada en otras ocasiones para desviar el foco de atención de otros asuntos, como es la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado esta semana en el Congreso, donde el Gobierno volverá a retratarse con sus aliados separatistas y Bildu, que ya ha anunciado su apoyo a las cuentas públicas.

Varios dirigentes de la formación morada han reclamado en las últimas horas explicaciones a Pablo Casado, través de sus cuentas oficiales en twitter, por su asistencia a una misa el pasado 20-N en la que se rezó a Franco. Exigencia a la que se han sumado este lunes los portavoces parlamentarios de PSOE y Podemos desde el Congreso.

La explicaciones del PP

Fuentes del PP explican que el líder del partido asistió a la misa del sábado, en la Capilla del Sagrario de la Catedral de Granada, porque no podía acudir a la del domingo, como tiene costumbre, sin conocer en ningún caso que se iba a rezar por el dictador, según habían solicitado algunos fieles.

"Cuando vas a misa no preguntas por quién va a pedir el cura ese día", aseguran desde la dirección del PP, donde explican que a la salida y entrada de la misa hubo mucha gente que se paró para hacerse fotos con Casado y uno de ellos la publicó en sus redes sociales interpretando que el líder del PP había acudido a rezar a Franco. "Nada más lejos de la realidad", rematan desde el partido. El PP considera la polémica "absurda".

La Fundación Franco ha emitido un comunicado para decir que en ningún caso invitó a Pablo Casado a la misa por lo que "no puede responsabilizarse ni atribuirse su presencia en la misma" , aunque "agradece" a Casado, su familia y todos los asistentes "la oración por el alma de Franco".

Gómez y Echenique aprovechan el filón

A pesar de ello, el portavoz de Podemos, Pablo Echenique, era el primero en aprovechar lo ocurrido para atizar al PP, precisamente cuando atraviesa por sus peores momentos, en plena crisis interna del partido por la guerra que Génova mantiene con el gobierno de Isabel Díaz Ayuso a cuenta de la presidencia del PP de Madrid. En una rueda de prensa en el Congreso, Echenique ha exigido explicaciones a Casado por lo ocurrido, calificándolo de "muy grave".

"Es de una enorme gravedad y lo podemos adjudicar al azar pero el 20-N había diez misas por Franco en toda España y hay 23.000 iglesias, la probabilidad de ir a una en la que hubiera una misa por Franco es del 0,05%" ha dicho Echenique, que ha asegurado que lo sucedido "merece una explicación por parte del líder del principal partido de la oposición".

El portavoz del PSOE, Héctor Gómez, también "exige una aclaración", algo que considera "muy necesario". "Echamos de menos la opinión y criterio de Pablo Casado porque estamos hablando de un dictador", aseguraba el portavoz socialista al respecto.

También el líder de Más País, Íñigo Errejón, ha aprovechado para atizar al PP aunque ha contemplado la posibilidad de que lo ocurrido sea fruto de un error por parte de Pablo Casado. "Puede que Casado se haya equivocado pero si es así, tiene que salir y explicarlo", ha dicho también desde el Congreso.

A continuación