Vox vincula el pacto PSOE-PP para renovar las instituciones con sus éxitos judiciales en el Tribunal Constitucional

Buxadé entiende que Gobierno y PP "están muy preocupados" ante la posibilidad de que se estimen todos los recursos de Vox.

Maite Loureiro

Vox cuestiona el momento elegido por PSOE y PP para sellar el acuerdo alcanzado hace meses por el que se renovarán todos los órganos constitucionales cuyo mandato había expirado hace tres años, salvo el CGPJ. El partido lo vincula con los éxitos judiciales que han cosechado los últimos meses en el Tribunal Constitucional.

"Están muy preocupados, por supuesto, tanto unos como otros, de que el Tribunal Constitucional haya encadenado una lista de sentencias estimando los recursos de Vox", ha asegurado el vicepresidente político de Vox, Jorge Buxadé, en una rueda de prensa desde la sede nacional del partido en Madrid, en referencia a los fallos que han declarado inconstitucional el primer estado de alarma y el cierre del Congreso durante la pandemia.

Buxadé ha criticado con dureza el pacto con el que PSOE y PP "pretenden afianzar el bipartidismo" y ha insistido en asegurar que tanto el Gobierno como el partido de Pablo Casado "necesitan cambiar rápidamente el Tribunal Constitucional, todo sea que los 20 recursos de inconstitucionalidad y amparo de Vox sean estimados, porque ya no sabrían dónde esconderse".

Preguntado al respecto, el portavoz de Vox ha rechazado que el principal objetivo del acuerdo pueda ser bloquear la acción de su partido en el Tribunal Constitucional, pero sí ha cuestionado la urgencia del pacto suscrito en apenas 24 horas: "¿Qué prisas hay?", se ha preguntado, reiterando que "entiende que el Gobierno esté muy preocupado" por los fallos del TC dando la razón a Vox, cuestionando "el interés que puede tener el PP".

"PP y PSOE son lo mismo"

El portavoz de Vox ha acusado a ambos de teatralizar discrepancias por la capitalidad de Madrid, y el anuncio hecho por el Gobierno de trasladar sedes institucionales a otras provincias, al tiempo que llegan a acuerdos "a escondidas, en despachos, sin luz ni taquígrafos".

"En el fondo tienen la misma agenda política, la agenda de destrucción de libertades individuales y soberanía nacional, la Agenda 2030", ha dicho, equiparando, una vez más, a ambas formaciones en sus objetivos.

Ante la noticia que publica El Confidencial de que el exministro de Justicia, Juan Carlos Campo, podría ser uno de los elegidos como nuevo miembro del Tribunal Constitucional, Buxadé se ha mostrado tajante: "Nos apena que pueda considerarse un magistrado de consenso, de consenso ¿con quién?", se ha preguntado, recordando que estaba al frente del ministerio de Justicia cuando se concedieron los indultos a los golpistas del 1-0.

Preguntado por la posible reforma de la Constitución planteada por el PSOE, Buxadé se ha mostrado totalmente en contra al asegurar que "no" la apoyarían y, menos, ha dicho, con un Gobierno que pacta con "los herederos de ETA", en referencia a Bildu. También ha rechazado eliminar la inviolabilidad del Rey que recoge la Constitución.

A continuación