El consejero Enrique López pide "evitar al máximo la interrelación social no necesaria

Enrique López estima que Madrid no va a necesitar nuevos confinamientos, pero pide que se evite "la interacción social".

LD/Agencias

El consejero de Justicia, Interior y Víctimas de la Comunidad de Madrid, Enrique López, ha rechazado un posible confinamiento de municipios o barrios de la región más afectados por contagios de coronavirus: "Un confinamiento de estar en casa ya es una situación totalmente excepcional que no es el caso. La OMS recomienda tratar de restringir la interrelación social no necesaria que es donde está la Comunidad. Se trata no de un confinamiento, sino de evitar al máximo la interrelación social no necesaria", ha explicado.

"Entiendo que eso es difícil -ha admitido-, pero tenemos que proteger nuestra salud. Hay que evitar la interrelación no necesaria porque estamos en un momento muy difícil", ha insistido.

Asimismo, López ha señalado que la posibilidad de adoptar medidas más duras dependerá de la evolución de la pandemia del coronavirus y en función de cómo vaya se tomarán medidas, apostando por no alarmar a la población.

Tielmes, una situación concreta

En este sentido, ha indicado que la situación en Tielmes, el primer municipio de la región con restricciones específicas, es diferente a otros lugares al tener riesgo de transmisión comunitaria. "En otros municipios del Sur la situación se está conteniendo con las medidas tomadas", ha señalado lanzando por último un mensaje de responsabilidad y tranquilidad a los madrileños.

Pide renovar la legislación

López también ha dicho que confía que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) aporte "coherencia" y "sentido jurídico lógico" al resolver el recurso interpuesto por el Gobierno regional contra el auto que anula la prohibición de fumar en la vía pública cuando no se pueda mantener la distancia de seguridad para evitar riesgos de contagio del Covid-19.

Además, en este sentido ha explicado que "tenemos una legislación muy antigua en materia de Sanidad Pública, en concreto la Ley de Medidas Especiales del año 86. Y parece que va más dirigida a limitar derechos individuales de personas contagiadas y no tanto a prevenir limitando derechos fundamentales de una población".

Ante ello, el responsable de Justicia del PP ha recalcado que el Gobierno debió iniciar una reforma de la legislación en esta materia al inicio de la pandemia, recordando que su partido ofreció una propuesta para dar seguridad jurídica a las comunidades autónomas.

"Estamos ante una pandemia sin precedentes y hay que adaptar urgentemente esa legislación para que las CCAA podamos tomar medidas de condicionamiento de derechos fundamentales siempre para prevenir los riesgos. La legislación actual permite actuar para evitar el estado de alarma, esto que el juez confunde con todos los respetos", ha indicado.

Seguidamente ha dicho que "ha habido tiempo para recoger ese ofrecimiento y hacer esa reforma rápida y ahora habría un marco jurídico estable adaptado al Siglo XXI como hay en Alemania o Reino Unido". Así, ha insistido en que hay que hacer esa reforma, dado que el virus "no nos va a abandonar en un periodo largo".

A continuación