El crecimiento exponencial de LaSexta con el Gobierno de Rajoy desbanca a TVE en información política

Según el CIS, TVE ha dejado de ser el "referente informativo" de los españoles. Con la llegada de Rajoy al poder, LaSexta no ha dejado de crecer.  

Libertad Digital

Desde que Mariano Rajoy llegó al poder y Soraya Sáenz de Santamaría controla las televisiones, los servicios informativos de La Sexta, en manos de Antonio García Ferreras le ha ganado la partida a la todopoderosa televisión pública. Según refleja el último sondeo del CIS, la Sexta rebasa a TVE como cadena predilecta por los españoles para seguir la información política y electoral.

Es la primera vez en la historia que la televisión pública se ve superada por otra cadena como referente en información política. Como indican los datos el cambio se inicia exactamente con la llegada del Gobierno de Rajoy al poder. Desde ese momento, y tras la maniobra de Soraya Sáenz de Santamaría para "legalizar" la absorción, declarada ilegal, de LaSexta por Atresmedia, la cadena no ha dejado de crecer. Su seña de identidad ha sido la de promocionar a Podemos, en clara coincidencia con la estrategia política de Rajoy y su Gobierno.

cuadro-cis-tve-lasexta.jpg

Así queda destacado en los resultados del barómetro de octubre, donde TVE es escogido para informarse por un 19,2% de los encuestados frente al 20% que escoge la televisión que comanda García Ferreras en Atresmedia.

Estas respuestas no se corresponderían con los datos de audiencia que en octubre sí que cayó del lado de la televisión pública. La 1 consiguió un 10,4% de cuota de pentalla frente al 7,6% que marcó La Sexta.

Los resultados del CIS no hacen sino certificar la caída en la confianza de la audiencia en la primera cadena de RTVE, como medio para buscar información política, que acentúa su pérdida de influencia desde que el PP llegó al poder en 2011. En total, TVE1 ha perdido más de 20 puntos porcentuales. Antes de las generales de 2011, La 1 era preferida por un 39,4% según el CIS. Si nos fijamos en los datos de audiencia, TVE cerró 2011 con una cuota de pantalla del 14,5%. Así, ha ido perdiendo seguidores hasta el 10,4% registrado el pasado mes de octubre.

En cuanto a la discriminación de la encuesta por filiación política, podemos destacar que la mayor parte de la audiencia de TVE es votante del PP (32,9%), frente al 9,3% de votantes de Podemos que sintonizan La1 de TVE para informarse cada día.

Si nos fijamos en lo que pasa en con La Sexta la tendencia es la inversa, la mayor parte de los que confiesan informarse a través de la cadena de Atresmedia son votantes de Podemos (53,3%), frente a un porcentaje menor de votantes del PP que sintonizan los informativos de Ferreras (4,2%).

RTVE prevé alcanzar el equilibrio en 2016

Este barómetro llega justo un día antes de que RTVE anuncie que prevé alcanzar el equilibrio en sus cuentas anuales de 2016 gracias a "un esfuerzo de disciplina financiera" aplicada en los tres últimos años, lo que supondría la primera vez que lo logra desde la aprobación de la Ley de financiación en 2010.

Así lo ha asegurado la Corporación, que prevé ingresar alrededor de 22 millones de euros menos de los 977,93 millones presupuestados para 2016, como consecuencia de la reducción en 3,6 millones de euros de los ingresos comerciales a causa de "las limitaciones crecientes a la actividad comercial" de RTVE; y a la reducción de las aportaciones de los operadores de telecomunicaciones, que alcanzarán en torno a 108 millones de euros, unos 27 millones menos de los presupuestados, sobre la base de la incorporación de una operadora de telecomunicaciones al mercado audiovisual.

En materia de gastos, la previsión es que 2016 concluya con una reducción de, en torno a 19 millones de euros, debido al "buen comportamiento de todas las partidas de gasto, que compensan sobradamente el ligero incremento experimentado (3,24 millones de euros) en gastos de programas, tanto de televisión como de radio, y cuyo importe se prevé alcance los 342,83 millones de euros".

En este sentido, RTVE ha destacado que todo ello, en un año olímpico como 2016, "en el que ha habido que hacer frente a los juegos de Río de Janeiro, cuyo importe superó los 55 millones de euros". Por otro lado, ha apuntado que la partida de gastos de personal "se comporta dentro de lo presupuestado".

"En estas circunstancias, la previsión de cierre de las cuentas de 2016 es de equilibrio, esperando un mejor resultado financiero de lo previsto por importe de 3 millones de euros", ha concluido la Corporación RTVE.

A continuación