Isabel Bonig: "Necesitamos un cambio importante de caras y también de mensajes"

La presidenta del PP valenciano pide 'En Casa de Herrero' que "la prensa y la Justicia" respeten "los tiempos y la presunción de inocencia".

LD/esRadio

El PP sigue en jaque. Contaba Pablo Montesinos en Libertad Digital este jueves que Génova temía que "aparezcan más cosas" en el marco de la operación Taula contra históricos del PP en Valencia. La presión se centra en Alfonso Rus y Rita Barberá. Este viernes se ha anunciado que una gestora se hará cargo de la formación en Valencia

Ante esta situación, la presidenta del PP en la Comunidad Valenciana, Isabel Bonig ha explicado en En Casa de Herrero en esRadio que su partido vive "un momento excepcional" y que "después de que se haya citado como investigado a todo el grupo municipal popular" han considerado que lo mejor es "crear una gestora hasta que se celebren los congresos locales para que no se quede paralizado el partido en una ciudad tan importante como Valencia".

Sobre el escándalo que mantiene atenazado al partido, Bonig ha pedido a "la prensa y a la Justicia" que respeten "los procesos, los tiempos y la presunción de inocencia". Preguntada sobre las sospechas que se ciernen sobre Rita Barberá, Bonig considera que "hay que dar tiempo al tiempo. Todavía no sabemos de qué se le está acusando, porque todavía está el secreto de sumario". En este sentido, ha recordado que "no sabemos si se han producido mordidas, o de qué se le está acusando". De momento, "se está hablando de unas aportaciones que son legales y que están diciendo que luego se devolvían" de forma fraudulenta, "pero todavía no sabemos de qué se les acusa". Por estos motivos ha pedido que se evite hacer "juicios paralelos". En su opinión "no debemos convertirnos en la Inquisición. Debemos respetar la presunción de inocencia y esperar un mínimo".

En cualquier caso no ha echado más balones fuera y ha asegurado que le "preocupa la corrupción" en el PP y "los comportamientos delictivos de sus miembros". Por este motivo ha clamado que "necesitamos una renovación y en eso estamos. Estamos en procesos de cambio a nivel provincial y local. El PP necesita un cambio importante de caras y también de mensaje". La gente, insistía Bonig, "está harta. Está harta y cansada de tanta corrupción. La gente tiene ganas de cambio. Tiene ganas de hacer las cosas bien, de salir adelante con un nuevo PP que ilusione y no mire al pasado", ha concluido.

A continuación