Alberto Fabra: "Los ciudadanos nos piden que sepamos escuchar y llegar a pactos"

El popular valenciano saca esta conclusión en esRadio tras la demoledora encuesta del CIS que deja al PP contra las cuerdas en la comunidad.

Libertad Digital

El CIS ha dado al PP como primera fuerza política en la Comunidad Valenciana pero con un desplome histórico que le haría perder la mayoría absoluta y le obligaría a llegar a acuerdos si quiere conservar el poder.

Alberto Fabra ha explicado esta situación que se presenta en la región en el programa En Casa de Herrero de esRadio, que precisamente este jueves se emitió desde Castellón. El todavía presidente de la Generalidad Valenciana indicó que "estamos en una nueva época en la que es difícil que se vean mayorías absolutas" por lo que agregó que "los ciudadanos nos dicen que sepamos escuchar y sepamos a llegar a pactos". Y ese es precisamente el mensaje que, en su opinión, se desprenden de estas últimas encuestas.

Abierto a acuerdos con otras formaciones, Alberto Fabra dijo que cualquiera que quiera colaborar con el PP "tiene que saber que queremos estabilidad de futuro". Eso sí, no quiere acuerdos a cualquier precio. "No se trata de ocupar un sillón sino de garantizar el crecimiento de la comunidad", agregó el candidato popular que además explicó sus líneas rojas consistentes en ser "implacable con las conductas nada ejemplares, no renunciar a lo que es el modelo liberal que representa el PP y que el ciudadano pueda elegir y decidir". Sin embargo, ya aventuró que "es muy complicado" que pueda llegar a cualquier tipo de acuerdo con el candidato socialista, Ximo Puig.

No cerró las puertas a los llamados partidos emergentes y aunque no los citó a la vista aparecía el nombre de Ciudadanos. "Lo que se pone encima de la es llegar a acuerdos, económicos de ejemplaridad. Ahí sí se puede llegar a acuerdos pues hay que ofrecer estabilidad", indicó Alberto Fabra.

Durante su entrevista con Luis Herrero, el presidente valenciano también habló de la corrupción que tanto daño ha hecho en la región y llegó a decir que "con un bisturí corté todo aquello que me daba vergüenza que pudiera estar en el Partido Popular". A su juicio, "tenemos que ser inflexibles" y dijo no querer compartir espacio con gente que hasta hace bien poco ha compartido partido con él.

De hecho, asegura que tras el objetivo de salir de la crisis su gran meta ha sido que "no todos los días se señalara a la comunidad por temas de corrupción". "Si lo único que hacemos es agachar la mirada no podríamos representar a los ciudadanos, había que ser inflexible ya que avergonzaban a los ciudadanos y a mí también", sentenció el líder popular valenciano.

A continuación