Ver

Amedo: "Un chivatazo siempre es una orden política, como fue en nuestro caso"

El ex subcomisario José Amedo dijo en Es la tarde de Dieter que un chivatazo a ETA "jamás sale de los agentes, siempre es una orden política".

Libertad Digital

José Amedo presentó en Es la Tarde de Dieter, el programa de Dieter Brandau en esRadio su libro Cal Viva en el que cuenta su participación en los GAL. Además de Dieter Brandau, Amedo fue entrevistado por Cayetano González y Luis del Pino.

Preguntado por el caso Faisán, el exsubcomisario consideró que la "sentencia es un amaño jurídico-político". "Si le das un chivatazo a ETA, no está revelando ningún secreto, está colaborando con ETA", agregó.

En este sentido, el que fuera miembro de los GAL añadió que "esta orden jamás sale de los agentes, siempre es política, como fue en nuestro caso". De hecho, dijo estar seguro de que detrás del chivatazo está el Ministerio del Interior del anterior gobierno socialista. "Cuando se cumplen estas órdenes, los políticos suelen esconderse y los agentes son su muro de contención. Es un caso similar a los que nos ocurrió a Domínguez y a mí".

La X de los GAL

Después de mostrar su repulsa por los crímenes de Estado y de reconocer que habían tenido dudas sobre si debían realizar la entrevista, Dieter Brandau, Cayetano González y Luis del Pino le plantearon a Amedo si podía dormir por las noches o si podía haberse negado a colaborar con los GAL. El exsubcomisario respondió que "evidentemente sí" y señaló que, sin embargo, en los años de la edad de plomo de ETA se dejó llevar por la idea Felipe González de llevar a cabo una guerra sucia contra la banda terrorista ya que la situación era "dantesca" y "terrible". Amedo explicó que a diario se veían morir a miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y que él entendió que al expresidente del Gobierno socialista no le quedó "otra salida" que los GAL.

El exsubcomisario de la Policía Nacional explicó que si José María Aznar actuó de manera tan diferente a Felipe González en materia de lucha antiterrorista fue simple y llanamente porque la época en la que les tocó gobernar fue bien distinta. "Cuando llegó Aznar al poder ya estaba muy consolidada la democracia". El expresidente del Gobierno del Partido Popular llegó a la Moncloa como consecuencia "de mis declaraciones judiciales". Por tanto, señaló Amedo, "no iba a caer en la historia de los GAL cuando ya había visto las consecuencias que había tenido".

"Mi hoja profesional se manchó a partir de ese momento", reconoció. Amedo recordó que en una ocasión, "interpelado por Pedo J.", el exjefe del Ejecutivo socialista afirmó que "'dejaremos de matar a ETA cuando ETA deje de matarnos a nosotros', ¡el presidente del Gobierno!", exclamó Amedo. "El que no puede dormir es González, que es quien daba las órdenes", apostilló. Amedo dijo a las claras de quién estaba detrás: "La equis de los GAL es Felipe González, sin ninguna duda".

Rubalcaba, uno de los grandes encubridores

Del mismo modo, también tuvo palabras muy duras contra Alfredo Pérez Rubalcaba. Explicó que "siendo portavoz del Gobierno ya estaba encubriendo, es uno de los grandes encubridores del GAL, si es mentira que me denuncie". De este modo, el agente condenado explicó que envío transcripciones sobre varios casos, "se las envíe a Rubalcaba y él lo tapó".

También habló sobre el Rey y aseguró que "en ningún momento le acuso de que aprobase los GAL pero como jefe de Estado tenía que estar al corriente". Y añadió que Baltasar Garzón dijo en una comida que le había llamado el Rey para que no siguiera investigando porque era una cosa de Estado.

A continuación