La Plataforma per la Llengua y dos sindicatos abren una web para chivatos contra el uso del español en la Universidad

Los comisarios lingüísticos voluntarios dicen que es una campaña para "promover y agilizar las quejas lingüísticas de los estudiantes".

Pablo Planas (Barcelona)

Los estudiantes que quieran denunciar a sus profesores universitarios por utilizar el español en las aulas disponen a partir de ahora de una web en la que señalar a dichos docentes. La página es una iniciativa de la Plataforma per la Llengua –los comisarios lingüísticos voluntarios que se dedican a denunciar comercios por usar el español y a espiar en qué idioma hablan los niños en el patio, entre otras actividades– y los sindicatos de estudiantes separatistas Federació Nacional d’Estudiants de Catalunya (Fnec) y Sindicat d’Estudiants dels Països Catalans (Sepc).

La iniciativa surge tras el plan elaborado por la Generalidad para señalar a los profesores que utilicen el español. El pasado mes de septiembre la consejería de Investigación y Universidades, en manos de Gemma Geis, de Junts per Catalunya (JxCat), llegó a un acuerdo con los rectores, en su mayoría separatistas, para elaborar listados de profesores que den las clases en español. El objetivo es que los profesores se pasen al español a petición de los alumnos en aquellas clases concertadas de entrada en catalán.

Según los estudiantes separatistas, cada vez que un alumno o grupo de alumnos, generalmente procedentes de otras regiones, alega que no entiende el catalán, los profesores se pasan inmediatamente al español, lo que aseguran que vulnera sus derechos lingüísticos. Para impedir estas adaptaciones al auditorio y para aumentar el número de clases en catalán en la Universidad, la Generalidad ha dado orden de realizar estos listados.

En cumplimiento de las directrices de la Generalidad, algunas universidades señalaron que ya había buzones de denuncia a disposición de los estudiantes. Ahora contarán además con la herramienta digital de Plataforma per la Llengua, que además de para denunciar a los profesores servirá para realizar una radiografía sobre el uso del catalán en los centros universitarios, que según la citada plataforma y los sindicatos separatistas está en franco retroceso.

Según cuenta Plataforma per la Llengua, la iniciativa cuenta con la colaboración de los centros universitarios y "con un trámite de menos de cinco minutos, los estudiantes deberán facilitar su nombre, un correo de contacto, la información de los estudios y el nombre de la facultad y la universidad donde estudian. Además, deberán seleccionar qué tipo de vulneración han sufrido y podrán explicar su caso concreto. El servicio redirigirá a los estudiantes a una dirección concreta de su universidad para asegurar que siguen el procedimiento establecido por cada institución".

La entidad afirma además que se hará cargo de los datos "para hacer un seguimiento de la evolución de las vulneraciones".

A continuación