El cuñado de Torra, condenado a cuatro años y medio de cárcel por defraudar a Hacienda

El marido de Montse Torra montó un operativo con sociedades pantalla para ocultar las plusvalías en la venta de unas parcelas.

Pablo Planas (Barcelona)

La Audiencia de Barcelona ha condenado al cuñado de Quim Torra a cuatro años y medio de cárcel por los delitos de fraude a Hacienda e insolvencia punible. El condenado se llama Josep Morell Vázquez y está casado con Montse Torra. El tribunal de la sección 10 de la Audiencia también ha condenado a un hermano de Morell y a una tercera persona por haber llevado a cabo una serie de complejas operaciones con sociedad interpuestas para ocultar las plusvalías de la venta de unas parcelas donde se ubicaba una fábrica de piensos llamada Piensos Suprem, en la localidad gerundense de Santa Coloma de Farners, de donde es originaria la familia Torra. El fallo, además del ingreso en prisión acarrea el pago de una multa de 173.000 euros más otra de 169.923 euros más intereses para Hacienda. La defensa ya ha anunciado recurso.

De modo que cuando Torra hablaba en el Parlament o ante los medios de la corrupción. el "molt honorable" debía saber de primera mano a qué se refería, dados los manejos y chanchullos del esposo de su hermana. La sentencia declara probado que en 2009 los hermanos Morell cerraron la empresa de piensos por su mala situación económica y vendieron las siete parcelas en las que estaba emplazada, que eran propiedad de otra sociedad de la familia. Dado que la venta propiciaría fuertes plusvalías, los hermanos y un tercero decidieron orquestar un complejo operativo de sociedades pantalla no sólo para ocultar a la Agencia Tributaria los beneficios sino para que no se les pudiera atribuir ninguna responsabilidad en caso de que Hacienda descubriera el fraude.

Primero vendieron dos terrenos por 238.963 euros y luego los cinco restantes por 1.038.801 euros. En total deberían haber pagado a Hacienda 246.330 euros por ambas operaciones, pero en un alarde de temerario arrojo los Morell sólo ingresaron 34.07 euros en la Agencia Tributaria. Los manejos de Josep Morell pasaron también por vender el domicilio familiar a una sociedad que comparte con su esposa y sus dos hijos a fin de evitar un posible embargo. Según explica El Mundo, Josep Morell llegó a decir en el juicio que ignoraba quién era la persona que le ayudó a vaciar de patrimonio su empresa, pero se da la circunstancia de que esa persona aparece como administrador junto a la hermana de Torra en otra compañía.

Una familia de armas tomar

Montse Torra cobró cierta notoriedad pública cuando en junio de 2019 montó una bronca monumental durante la constitución del pleno municipal del ayuntamiento de Santa Coloma de Farners, localidad de unos 12.000 habitantes. El grupo de JxCat había llegado a un acuerdo con el PSC para repartirse el gobierno, opción a la que era contrario Torra, de modo que su familia se presentó en el salón de plenos para mostrar su malestar. Ante la estupefacción de los presentes, la hermana de Torra descolgó el retrato del presidente de la Generalidad que presidía la sala junto a otra foto de Puigdemont y se lo llevó bajo el brazo. Tras varias reuniones y fuertes discusiones, se impuso el criterio de los Torra y la candidata de JxCat se vio obligada a deshacer el pacto con el PSC para acordar el reparto del gobierno con ERC.

Los Torra no paran de protagonizar escándalos en Santa Coloma de Farners. El último, una bronca entre los escoltas del expresidente y unos cazadores cerca de la nueva casa de Torra, una impresionante masía del siglo XVI incluida en el inventario del patrimonio arquitectónico de Cataluña y de la que disfruta en régimen de alquiler.

Los escoltas de Torra reprendieron a un grupo por cazar cerca de la mansión del expresidente, emplazada en una zona boscosa. Uno de los cazadores mostró su disconformidad pegando dos tiros al aire, acción que le ha costado una denuncia de los Mossos por uso indebido de arma de fuego.

A continuación