Play

La UME se repliega en Madrid en medio de una bronca entre Interior y la Comunidad

El debate se centra en si los ayuntamiento pueden pedir que la UME actúe en nivel 1 de alerta. El Ministerio de Defensa guarda silencio.

J. Arias Borque

La Unidad Militar de Emergencias (UME) vuelve a sus cuarteles de Madrid. Y con ellos también los efectivos de las unidades del Ejército de Tierra y el Ejército del Aire que venían colaborando en la limpieza de las calles, pese a que la región todavía no ha recuperado la normalidad después de que el temporal Filomena cubriese de nieve el territorio. Un repliegue que está acompañado de una bronca política entre el Ministerio del Interior y la Comunidad de Madrid.

La clave de este nueve enfrentamiento está en la decisión del Gobierno regional de rebajar un peldaño el nivel del Plan de Inclemencias Invernales, pasando del segundo escalón al primero. La cuestión es si esto hace que ya toda la gestión de limpieza tenga que realizarse con medios autonómicos y de los ayuntamientos o si, por el contrario, todavía se puede seguir pidiendo ayuda a efectivos militares.

El Gobierno ha filtrado a primera hora de la tarde que esa decisión de la Comunidad de Madrid significaba que dejaba de necesitar el apoyo de las Fuerzas Armadas. Casi al tiempo, daba orden a los efectivos militares de que fueran regresando a sus cuarteles. La Comunidad de Madrid ha respondido rápidamente diciendo que ellos en ningún momento habían decidido prescindir de la ayuda de los ejércitos.

El consejero madrileño de Interior y Justicia, Enrique López, ha mantenido que la región va a continuar apoyando a los consistorios en las tareas que necesiten tanto con sus recursos como con los de la Unidad Militar de Emergencias en el caso de ser necesarias. En términos similares se expresaba el número dos de López y responsable de Emergencias, Carlos Novillo, que ha mantenido que se puede activar a la UME en nivel 1 si lo piden los consistorios.

Poco después venía el comunicado del Ministerio del Interior, responsable de Protección Civil, manteniendo que bajar al nivel 1 "supone que la Comunidad de Madrid decide no utilizar los medios del estado, incluidos los de la Unidad Militar de Emergencias, para los trabajos de recuperación tras el temporal y la ola de frío" y que esa decisión "afecta y es vinculante para todos los ayuntamientos de su territorio".

La realidad es que para que los medios militares, principalmente la UME, entren en acción es necesario que las autonomías activen el nivel 2 de alerta, pero no queda claro si una vez que ya han activado ese nivel pueden rebajarlo continuando con el apoyo de los efectivos de las FAS o si en ese nivel 1 pueden ser los consistorios los que puedan solicitar ese apoyo una vez que ya no se está en el nivel 2 de alerta.

El Ministerio de Defensa, máximo responsable operativo de la Unidad Militar de Emergencias y del resto de efectivos de las FAS, ha preferido este lunes no aclarar este aspecto y guardar silencio y ponerse de lado en esta polémica entre la Comunidad de Madrid e Interior. Es conocida que la sintonía entre Margarita Robles y Fernando Grande Marlaska no es buena y que las relaciones entre ambos son más bien tensas.

A continuación