Las consecuencias inmediatas del fallo del TJSM que tumba las restricciones en Madrid

Fuentes jurídicas consultadas por LD, aseguran que tras el fallo del TSJM las restricciones impuestas por el Gobierno "decaen inmediatamente".

Miguel Ángel Pérez

Fuentes jurídicas consultadas por Libertad Digital, aseguran que tras el fallo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid TSJM, las restricciones decaen inmediatamente". No obstante, las otras restricciones acordadas previamente por la Comunidad de Madrid en las zonas sanitarias de la región siguen vigentes. Es decir, "se vuelve al escenario previo al Consejo Interterritorial de Salud".

La Sección Octava de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJ de Madrid ha denegado la ratificación de las restricciones impuestas en la Comunidad de Madrid por el Gobierno de Pedro Sánchez por la pandemia de la covid-19 al "verse afectados los derechos y las libertades fundamentales".

Las mismas fuentes consultadas por LD apuntan que el Ejecutivo podrá recurrir el auto del TSJM en reposición ante la propia Sala y una vez esté sustanciado el recurso, se podrá recurrir en casación ante el Tribunal Supremo. Mientras tanto, "las restricciones han caído" y hasta que la Sala cambie de opinión o el Supremo enmiende esta decisión judicial, las restricciones que recoge la orden no pueden mantenerse.

Varapalo para Sánchez e Illa

El auto de 26 páginas supone un varapalo para el Ejecutivo que preside Sánchez y para Salvador Illa, ya que recrimina que no se pueden afectar "los derechos y libertades fundamentales" con una orden del ministro de Sanidad amparada en la Ley de Cohesión y Calidad del Sistema Nacional de Salud". La Sala concluye que la Ley 16/2003, de 28 de mayo, de cohesión y calidad del Sistema Nacional de Salud, y en concreto su artículo 65, "no contiene una habilitación legal para el establecimiento de medidas limitativas de derechos fundamentales".

El TSJM hace un llamamiento e insta al Gobierno a que actúe con las herramientas legales que dispone: "Se ha venido admitiendo la posibilidad de que por Ley Orgánica, e incluso mediante Ley Ordinaria, se permita la adopción de medidas concretas que limiten el ejercicio de determinados derechos fundamentales, con las matizaciones hechas acerca del ámbito aceptable de intromisión de una y otra en el derecho fundamental, sin necesidad de acudir a la excepcionalidad constitucional que implica la declaración de un estado de alarma".

El TSJM afea además que el Gobierno no haya legislado para luchar contra la pandemia: "Resulta llamativo —se recoge en el auto— que ante el escenario sanitario descrito no se abordara una reforma de nuestro marco normativo más acorde con las confesadas necesidades de combatir eficazmente la pandemia del covid-19 y afrontar la grave crisis sanitaria que padece el país, pese al consenso doctrinal existente acerca de que la regulación actual de los instrumentos normativos que permiten la limitación de derechos fundamentales, con el objeto de proteger la integridad física (artículo 15 CE) y la salud (artículo 43 CE), íntimamente conectados entre sí, resulta ciertamente deficiente y necesitada de clarificación".

Por último, considera la orden sobre las restricciones del Gobierno "constituyen una injerencia de los poderes públicos en los derechos fundamentales de los ciudadanos sin habilitación legal que la ampare, es decir, no autorizada por sus representantes en las Cortes Generales, por lo que no puede ser ratificada".

A continuación