La Generalidad se niega a dar datos sobre la mortalidad en las residencias de ancianos

La consejera de Salud dice desconocer también si hay fallecidos en Cataluña entre el personal sanitario.

Pablo Planas (Barcelona)

La Generalidad mantiene una intensa actividad "informativa". Desde el recrudecimiento de la emergencia sanitaria, tres consejeros comparecen cada mediodía para dar cuenta de la supuesta última hora de la pandemia en la región. Supuesta última hora porque las ruedas de prensa se caracterizan por la ausencia manifiesta de datos sanitarios.

Los encargados de aparecer en TV3 son la consejera de Presidencia y portavoz, Meritxell Budó, el consejero de Interior, Miquel Buch, ambos de Junts per Catalunya (JxCat) y la titular de Salud, Alba Vergés, de ERC. Esta última sería quien en teoría debería disponer de los datos sobre mortalidad y contagios en la región, así como sobre la disponibilidad de camas de cuidados intensivos o el material sanitario. Sin embargo, Vergés aprovecha el formato telemático de las ruedas de prensa y la imposibilidad de repreguntar para contestar con evasivas cuando se le piden cifras.

Así, el departamento de Salud dice desconocer el número de personas muertas en las residencias de la tercera edad gestionadas por la administración autonómica y se remite a la consejería de Trabajo, Asuntos Sociales y Familia, también en manos de ERC y cuyo titular es Chakir El Homrani. A su vez, este departamento ha respondido con una nota en la que asegura que hay 487 ancianos con síntomas de coronavirus, que en Cataluña hay 64.093 personas que viven en residencias públicas o privadas. También se afirma que las residencias con personas con coronavirus son 119 mientras que el total de residencias es de 1.073. En resumen, que se niega a dar datos sobre la mortalidad.

En cuanto a la incidencia del coronavirus entre el personal sanitario, la consejera Vergés también dice desconocer los datos al respecto. Eso sí, asegura que la sanidad catalana "ha duplicado o triplicado su capacidad con nuevos espacios para acoger pacientes" y niega que el sistema esté al borde del colapso. Según ella, la ocupación de las Unidades de Cuidados Intensivos en Cataluña es del 84%.

Por otra parte, la consejera Budó ha aprovechado la rueda de prensa de este lunes para arremeter contra los alcaldes que se quejan de que la Generalidad hace caso omiso de sus intentos de colaboración y Buch se ha extendido sobre la incertidumbre creada por el retraso en la publicación en el Boletín Oficial del Estado (BOE) de las actividades esenciales.

A continuación