El CGPJ renueva a Marchena como presidente de la Sala Penal del Supremo por 5 años

El Pleno del CGPJ ha elegido al magistrado Manuel Marchena presidente de la Sala Segunda del Tribunal Supremo con 19 votos a favor y dos en blanco.

Miguel Ángel Pérez

El Pleno del Consejo General del Poder Judicial CGPJ ha renovado al magistrado Manuel Marchena como presidente de la Sala Segunda del Tribunal Supremo por 19 votos a favor y dos en blanco. Marchena, presidente del tribunal del 1-O, era el único candidato que se presentó a la convocatoria y afronta así su segundo mandato de 5 años al frente de la Sala de lo Penal del Alto Tribunal.

Manuel Marchena procede de la Carrera Fiscal, a la que accedió tras licenciarse en Derecho por la Universidad de Deusto en 1981, y tuvo su primer destino en la Audiencia Territorial de Las Palmas en 1985. Fue nombrado fiscal de la Secretaría Técnica de la Fiscalía General del Estado en 1992, dos años después pasó a ejercer como fiscal del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, donde estuvo hasta 1996. En esa fecha, volvió a su anterior destino -la Secretaría Técnica- y, en 2003, fue designado fiscal de sala jefe.

En 2004 fue nombrado fiscal del Tribunal Supremo, con destino en la sección penal, puesto en el que permaneció hasta que el 31 de enero de 2007 fue elegido por el pleno del CGPJ magistrado de la Sala Segunda por el turno de juristas de reconocida competencia con al menos 15 años de ejercicio. Desde entonces ha permanecido en la Sala Segunda, de la que fue elegido presidente en noviembre 2014.

Durante los últimos cinco años, además de ejercer sus funciones gubernativas, Marchena ha sido ponente entre otras de resoluciones como la que avaló que la llamada "lista Falciani" fuera prueba válida para fundar una condena por delito fiscal en España; otra que consolidaba la jurisprudencia de la Sala sobre el modelo de responsabilidad penal de las personas jurídicas y la reciente sentencia sobre los hechos sucedidos en el marco del proceso secesionista de Cataluña en el otoño de 2017.

Marchena fue el ponente y el presidente del tribunal del 1-O que condenó a Oriol Junqueras a 13 años de prisión y 13 de inhabilitación absoluta; y a Raül Romeva, Jordi Turull y Dolors Bassa a las penas de 12 años de prisión y 12 de inhabilitación absoluta, en los cuatro casos por delito de sedición en concurso medial con un delito de malversación de fondos públicos agravado en razón de su cuantía.

Asimismo, el Alto Tribunal condenaba por sedición a Carme Forcadell a las penas de 11 años y 6 meses de prisión e igual tiempo de inhabilitación absoluta; a Joaquim Forn y Josep Rull a las penas de 10 años y 6 meses de prisión y 10 años y 6 meses de inhabilitación absoluta; y a Jordi Sánchez y Jordi Cuixart a las penas de 9 años de prisión y 9 años de inhabilitación absoluta. En cuanto a Santiago Vila, Meritxell Borràs y Carles Mundó, son condenados cada uno de ellos como autores de un delito de desobediencia a las penas de 10 meses de multa, con una cuota diaria de 200 euros, y un 1 año y 8 meses de inhabilitación especial.

Publicaciones, galardones y docencia

El renovado presidente de la Sala Segunda del Alto Tribunal es autor de numerosos artículos, ponencias y publicaciones. Coautor de "La reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal en 2015", ha participado en la redacción de numerosos libros colectivos, como "Proceso penal y nuevas tecnologías: razones de una inaplazable reforma" (2015); "La vulneración de derechos fundamentales por ministerio de la Ley (a propósito del art. 33 de la Ley General de Telecomunicaciones)" (2016) o "Artículo 120. Comentario mínimo a la Constitución española" (2018).

Marchena está en posesión de la Gran Cruz de San Raimundo de Peñafort, la condecoración de mayor rango del ámbito judicial, y en marzo de 2012 fue designado por el Consejo de Ministros presidente de la Comisión para la redacción de un nuevo Código Procesal Penal.

El nuevo presidente de la Sala Segunda también ha desarrollado una amplia actividad docente, ha sido profesor de Derecho Penal de la Facultad de Ciencias Jurídicas de Las Palmas y de Derecho Procesal de la Universidad Autónoma de Madrid, y es autor de numerosos artículos en publicaciones jurídicas y colaboraciones en obras colectivas.

A continuación