El Gobierno anuncia la dimisión de la directora de Empleo mientras Valerio le comunicaba el cese

Ábalos comunica su renuncia mientras se producía la reunión entre Valerio y Pascual en el ministerio de Empleo tras el "gol" de las prostitutas.

Ketty Garat

Nunca ha quedado tan en evidencia que una dimisión era en realidad un cese. El Gobierno ha cesado a la directora general de Empleo, Concepción Pascual, según anunció en rueda de prensa en Ferraz el secretario de Organización, José Luis Ábalos: "Ya ha habido asunción de responsabilidades. Creo que la directora general de Empleo ha dimitido".

Los periodistas saltaron como un resorte: "¿Ha dimitido?". Ábalos miró a la dirección de comunicación y entendió que no debía de dar más detalles y se limitó a confirmar que Concepción Pascual dejará de ocupar el cargo pero sin desvelar si se había materializado la renuncia.

Sólo explicó que la ministra desconocía los hechos cuando se produjeron y que se trató de "un error administrativo" que responde a que la entonces directora de Empleo "igual no supo interpretar" la gravedad de los hechos porque "en la administración general no todo el mundo tiene una sensibilidad política ni se le exige".

Terminada la rueda de prensa, fuentes socialistas no quisieron dar nada por cerrado porque "la ministra Magdalena Valerio se encuentra en estos momentos reunida con Pascual" y que, por lo tanto, no hay confirmación oficial. No descartaban el hecho de que la dimisión ‘en directo’ de la directora de Empleo podría incluso haberse producido antes de que lo supiera la propia perjudicada.

Comunicado del ministerio

El nerviosismo se instaló en el gabinete de prensa del PSOE ante el hecho de que el también ministro de Fomento hubiera hablado antes de tiempo. Media hora después del ‘anticipo’ de Ábalos, el ministerio de Empleo publicó un comunicado en el que informaban que la ministra de Empleo, Magdalena Valerio, "ha aceptado" la "dimisión de la que "era" la directora general de Empleo, Concepción Pascual.

Según reza el escrito, Pascual "ha asumido voluntariamente todas las responsabilidades del registro de los estatutos de OTRAS, la Organización de Trabajadoras Sexuales" que se había efectuado ante la dirección "de la que Concepción Pascual era la máxima responsable".

A continuación