Susana Díaz, abroncada en la calle y minada en el PSOE

Le crecen en el interior "células madre" de militantes del PSOE, al habla con Pedro Sánchez, que exigen un Congreso ya.

Pedro de Tena (Sevilla)

No le va a ser sencillo el ascenso oficial a la primera división de la política nacional. Por una parte, su gestión de la sanidad andaluza ha conseguido que las calles de Granada y Huelva, sobre todo, aunque la de Málaga, en menor medida también, la abronquen y mezclen su nombre con recortes y una sanidad no deseada. Por la otra, le crecen en el interior "células madre" de militantes del PSOE, al habla con Pedro Sánchez, que exigen un Congreso ya y que este jueves quieren tener presencia activa y pública en Sevilla.

El descontento con la sanidad llenó Granada y Huelva

Las cifras varían según sean las fuentes. En Huelva, oscilan entre los 15.000 manifestantes estimados por la organización y los 4.000 anotados por la Policía Local, dependiente de un alcalde socialista. La Policía Nacional cuenta a unos 12.000. Pero lo que no se duda es que se trata de "una de las mayores manifestaciones ciudadanas de Huelva registradas en la capital de la provincia", según se publica en Huelva Información.

Incluso se ha mencionado como antecedente otra manifestación gigante, ésta de 1998, que recorrió las calles de Huelva en demanda de una Universidad. En esta ocasión, el motivo es impedir la fusión de dos hospitales onubenses, el Juan Ramón Jiménez y el Infanta Elena. Su lema fue "Huelva, por una sanidad digna".

En Granada, Spiriman, el médico de Urgencias, Jesús Candel, volvió a encabezar otra enorme manifestación ciudadana a pesar de las inclemencias notorias del tiempo. Desde el 16 de octubre, esta es la tercera gran marea blanca de Granada en defensa de una sanidad digna y contra la fusión de otros dos hospitales. En este caso, la cifra de asistentes fue mucho mayor, oscilando entre los 45.000 contados por la Policía y los más de 100.000 La guerra de cifras es inevitable (entre los 45.000 de fuentes policiales y los 100.000 considerados por los organizadores.

En Málaga, y a la misma hora concertada, las 12 de la mañana, arrancaba una manifestación más modesta, que era la primera, con 3.000 asistentes según la Subdelegación del Gobierno y 12.000 según los convocantes. En este caso, no se consintieron siglas políticas ni sindicales, aunque los lemas fueron los mismos: contra los recortes, la pérdida de puestas de trabajo, la bajada de la calidad de la sanidad y la indefensión de los usuarios ante las decisiones de la Junta.

Los mensajes de Granada –Spiriman leyó el manifiesto advirtiendo que algo muy serio estaba en juego, no sólo los dos hospitales sino la forma de hacer medicina–, Huelva –cuyos organizadores hablaron de su medicina como la "cenicienta" de Andalucía y Málaga y los promotores exigieron un tercer hospital–, contrastaron con la apreciación de la Consejería de Salud que afeaba el mensaje catastrofista que se aportaba y con la estrategia de vincular al PP con las protestas.

La presencia de miembros de Podemos e IU en las marchas desmentía tan socorrida vinculación unida a la acusación de pretensiones de privatización. A quienes no se vio en ninguna de las manifestaciones fue a los miembros de Ciudadanos.

Y le crecen los enanos, incluso dentro de Andalucía

Enanos, por ahora, pero incómodos. Hasta ahora, filtraban informes sobre los "32 golpes de Estado" atribuidos en el interior del PSOE a Susana Díaz y su equipo, pero no aparecían públicamente. Esto va a cambiar desde el jueves día 1 de diciembre porque se va a presentar la plataforma "anti-gestora" que discrepa de fondos y formas en la manera que la crisis del PSOE está siendo afrontado por el equipo de Susana Díaz.

Hace una semana, El Confidencial Autonómico contó que los movimientos entre los afiliados del PSOE descontentos con la gestora que preside Javier Fernández se estaban concretando en la formación de plataformas por toda España, con las que pretenden presionar para que se convoque ya el Congreso Federal Extraordinario.

Como consecuencia de ello, la plataforma de la provincia de Sevilla, que cuenta con el apoyo de diversos alcaldes y concejales además de con militancia de base y cargos orgánicos, va a celebrar el próximo jueves, 1 de diciembre, su presentación en Sevilla. Hay expectación por saber si el clan Toscano de Dos Hermanas, uno de los más fuertes del PSOE sevillano que encabeza el alcalde de la ciudad, Quico Toscano, y otros dirigentes provinciales, participarán en el acto.

Se trata de reconquistar la secretaría general del PSOE para Pedro Sánchez, pero asimismo se pretende impedir que Susana Díaz, con el diseño de la nueva campaña de imagen nacional y europea que ha bosquejado, logre culminar lo que consideran sería el golpe de estado número 33.

Sin embargo, el sector oficialista considera que la hora de Susana Díaz ha llegado, que ya ha decidido compatibilizar la secretaría general con la presidencia de la Junta y que para ser visualizada a nivel nacional frente A Mariano Rajoy estudia ser nombrada senadora por la comunidad andaluza con el apoyo de PSOE y Ciudadanos.

En el exterior, para cultivar un perfil europeo, resume La Razón, se encontrará en próximas fechas con el socialdemócrata alemán Martin Shulz, presidente del Parlamento Europeo, oponente de Ángela Merkel en las elecciones de 2017; con la Alta Representante de Política Exterior y Seguridad, Federica Mogherini; con el presidente del grupo de los socialistas europeos, Gianni Pitella; con el comisario de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici y con la comisaria de Política Regional, Corina Cretu.

La vuelta de Pedro Sánchez a la pista política nacional, a pesar de que Canal Sur TV lo da por muerto porque no ha informado apenas de sus andanzas ha forzado la aceleración de los planes de la presidente andaluza. Pronto se verá quién es el/la cadáver y quién el/la vivo/a.

A continuación