Rita Maestre dice que han contratado a dedo a 21 asesores por culpa de la 'ley Montoro'

Destaca que los concejales van en transporte público. “Cualquiera puede ver a Carmena yendo en metro al Ayuntamiento a las 7.15”.

O. Moya

La portavoz del Ayuntamiento de Madrid, Rita Maestre, asegura ahora que la contratación de 21 asesores por el Consistorio se debe a que la "ley Montoro" "limita muchísimo la capacidad de ampliación de servicios porque limita la contratación de oferta de empleo pública". La portavoz municipal responde así en una entrevista con Efe cuando se le pregunta por si ha habido un cambio de criterio en la intención del equipo de Gobierno de Manuela Carmena de contratar los menos asesores posibles y trabajar con funcionarios.

Y es que, tal y como recordó este lunes El País, el número de asesores en el Ayuntamiento vinculados al gobierno municipal de Ahora Madrid se ha disparado un 48,5% en un año, al pasar de 70 a 104.

La ley de estabilidad financiera -ha continuado Maestre- "pone la austeridad en el centro de la gestión pública" y por ello limita la capacidad del Consistorio para ofertar nuevos servicios a través de los funcionarios.

Esta argumentación es nueva. Hasta ahora la propia Maestre había defendido la contratación de estos 21 asesores solamente en la necesidad de reforzar las juntas de distrito y equiparlas para la nueva labor que el Ejecutivo de Manuela Carmena quiere que desempeñen a partir de ahora, aumentando sus competencias.

"Trayectoria profesional" y "afinidad política"

Para Maestre la "diferencia fundamental" con anteriores corporaciones es que los contratos y los currículum de los asesores son públicos, tanto en el Gobierno como en los grupos, lo que permitirá comprobar que su "trayectoria profesional" justifica la contratación, en la que "por supuesto" existe también "afinidad política".

Estar un año en el Ayuntamiento ha reforzado en la también dirigente de Podemos la idea de que "con voluntad política" "se pueden hacer muchas cosas", pese a ser un Gobierno en minoría, "tener en contra toda la legislación estatal y autonómica" y tener un partido, el PP, gobernando en la Comunidad de Madrid y en España que usa "las instituciones de todos de manera partidista". "No es cierto que no hay alternativa ni que la austeridad y los recortes son la mejor política posible", subraya.

A su juicio, otra de las diferencias respecto a anteriores Gobiernos es que los concejales van a trabajar en transporte público o con sus propios medios "por regla general", y también la alcaldesa, Manuela Carmena, a quien "cualquiera puede ver en Metro yendo al Ayuntamiento a las 7.15 de la mañana, una imagen fácilmente contrastable". "Hemos reducido sustancialmente el gasto en este tipo de servicios", explica Maestre que señala que no hay "ningún problema" en desplazarse durante la jornada, pero sí en que anteriormente "cada concejal tenía un número de conductores que le llevaban a casa o en el caso de Ana Botella a la peluquería".

La propia Maestre informó el pasado jueves que los 21 nuevos asesores contratados son de nivel 26, por lo que cada uno cobrará unos 50.000 euros brutos al año, lo que supone un gasto de más de un millón de euros.

"Ejercicio de cinismo sin parangón"

Tanto Ciudadanos como el PP ya criticaron duramente esta decisión la semana pasada. Ahora, el portavoz adjunto de los populares ha calificado estas declaraciones de "ejercicio de cinismo sin parangón". Íñigo Henríquez de Luna ha señalado a Libertad Digital que "nunca es responsabilidad de ellos -en referencia a Ahora Madrid- siempre es de los demás".

De Luna ha recordado que los miembros de Ahora Madrid "vinieron con la bandera de confiar en los funcionarios y eliminar asesores. Año y medio después se confirma que han hecho una enmienda a la totalidad de esos planteamientos". Y es que para el portavoz popular, el Gobierno de Carmena "está en la politización de la función pública y para eso necesitan seguir con los 'colocaos'".

A continuación