Los "mohínes de parvulario" de Albert Rivera

Todos coinciden: el PP ha ganado las elecciones, su candidato es Rajoy y hay que dejar gobernar a Rajoy.

Pilar Díez

El Mundo dice que "Rajoy quiere formar Gobierno en julio aunque sea en solitario". "Ofrece un pacto al PSOE pero no descarta un acuerdo con C's y PNV. Sánchez lo rechaza y le pide que empiece a buscar otros apoyos". Ya estamos con las tonterías. Y encima "los barones culpan al líder socialista del mal resultado". Esas moscas cojoneras siempre tocando las narices. Dice el editorial que "los resultados han oxigenado la vida política española" y que a ver si ahora los partidos se comportan con "responsabilidad" porque "los españoles no entenderían otro impasse como el que ha vivido la política española desde el 20-D". Vamos, les corremos a gorrazos. Lucía Méndez pone el ojo en el PSOE. "Hubo un tiempo no lejano en el que los socialistas concurrían a las elecciones para ganarlas. Hoy parece que el objetivo es ganarle a Podemos". Hombre, las encuestas les pusieron el susto en el cuerpo. Dice que "los ciudadanos han fortalecido la posición del PP. Nadie puede hacerse el sordo ante este mensaje nítido de las urnas". Pues he visto a alguno que necesita un sonotone. Y no es del PSOE. Victoria Prego le pega un par de voces a Rivera a ver si se desenfurruña. "Rajoy ha sido el único vencedor de estas elecciones", nadie se puede poner estupendo "sin caer en el ridículo. Y eso es lo que le puede pasar a un Albert Rivera irritado por sus malos resultados". Que si la ley D'Hont, bua, bua, que si la matraca de Bárcenas y Barberá. Niño, que no estamos para pataletas. "Rivera está en su derecho de poner condiciones. Pero hable, señor Rivera, como el líder adulto que es, y abandone ya esos mohínes de parvulario en los que se ha refugiado en las últimas horas. Avance como el hombre de Estado que usted dice ser y los demás creemos que, en efecto, es y siéntese con un cerro de papeles y empiece a poner sobre la mesa de negociaciones sus exigencias más democráticas y más defendibles. Y déjese de jugar al ratón y al gato con el PSOE haciéndose el remolón y diciendo lo que todos sabemos que no va a ninguna parte y que a usted, por cierto, no le conviene en absoluto". Menudo rapapolvo. Albert, escucha a los mayores. ¿Y cómo anda Podemos? Pues "siguen desconcertados por el inesperado batacazo". Jeje. "Iglesias concentra el 20% de sus votos perdidos donde gobierna". Jiji.

El País dice que "Rajoy está dispuesto a gobernar en minoría con apoyos puntuales". "Ciudadanos se replantea su veto al presidente para tener relevancia en los pactos". Eso está mejor, Riverita, a secarse las lagrimitas. El editorial se dirige al PSOE y le da un serio aviso. "Los 85 escaños logrados alejan al PSOE de cualquier opción de gobierno. Ese resultado le aboca a desarrollar una oposición responsable, lo que significa facilitar la gobernabilidad a quien tiene mayores posibilidades de ejercerla, que indudablemente es el Partido Popular, so pena de forzar unas terceras elecciones". Que ni se les ocurra. Que vale el "rechazo a la gran coalición" para "conservar su perfil como principal partido de oposición y alternativa al PP" y que den gracias, que han estado a punto de perderlo. Pero nada de bloqueos. "España necesita poner fin a siete meses de parálisis política. El pacto PSOE-Ciudadanos ya no es posible" déjense de tonterías. "Por tanto, solo queda abstenerse y sacar el mayor rendimiento de esa abstención (…) La función del PSOE no es impedir que gobierne el PP, sino ser su alternativa". Y a Pedro que se le bajen los humos, "no puede responder a la llamada de Rajoy con la displicencia utilizada tras el 20-D". Que Rajoy puede caer gordo, pero ha ganado las elecciones, a ver si nos vamos enterando. Francesc de Carreras se ha enterado. "El único ganador de las elecciones ha sido el PP y en este triunfo Rajoy ha tenido un papel destacado. Despreciarlo es un error". Ciudadanos "se ha complicado la vida en empeñarse en vetar a Rajoy como posible presidente", y lo mismo ha hecho el PSOE "demostrando su inmadurez, casi su infantilismo. Esperemos que se produzca un cambio de actitud. Muchos electores han votado al PP, entre otras cosas, porque les da más seguridad que los otros dos partidos". Y esto es lo que hay. Javier Ayuso les da otra colleja por si las anteriores no surten efecto. "Ayer mismo los responsables (por decir algo) de PSOE y Ciudadanos ya empezaron a anunciar vetos que harían imposible cualquier acuerdo". Como haya otras elecciones, que se vayan preparando. Ciudadanos el primero.

ABC dice que "Rajoy quiere un gobierno de coalición con un programa pactado para agosto". Dice el editorial que "no es posible creer que PP, PSOE y Ciudadanos sean incapaces de establecer una agenda de legislatura -no un pacto- con media docena de prioridades comunes con iniciativas compartidas". Pide "flexibilidad y generosidad a todos los partidos, incluso el PP. El PP ganó claramente, pero no debe olvidar que aún está lejos de la mayoría", que ya no vale el ordeno y mando. A los socialistas "les conviene cerrar heridas en la oposición y decidir quién ha de liderarlos. Y Podemos, en fin, "la extrema izquierda puede no volver a ser una amenaza electoral para los socialistas hasta dentro de varios años, lo que dure esta legislatura, si el PSOE facilita la investidura de Rajoy. Un futuro sin nuevas elecciones puede hacer mella en Podemos. El fracaso de Iglesias no admite matices". No, ni un maticito chiquitito siquiera. Hermann Tertsch se relame de su error. "Pocas veces gusta tanto equivocarse como cuando la realidad desmiente un desastre que se ha dado por seguro". "Ha sido el miedo", pero qué miedo tan "saludable y razonable". A Rivera el tortazo le cae de David Gistau. "La Gente se ha expresado con suficiente contundencia para que Rivera no pueda prolongar su veto a Rajoy". Tanto él como Sánchez "tendrán que rectificar si no quieren ser devorados por las urnas y provocar una próxima mayoría absoluta del PP". Y no queremos eso, ¿verdad?

La Razón dice que "Rajoy marca como prioridad negociar la abstención del PSOE". Que pasa de Ciudadanos. Marhuenda apuesta por lo mismo, solo faltaba, con la manía que le tiene a Rivera. "El PSOE debe reflexionar sobre las condiciones de una posible abstención y de constituirse en oposición y liderarla (…) Porque Rivera parece que no ha hecho una lectura correcta de los resultados electorales. Rajoy ha ganado por un amplio margen y poner en duda su continuidad es poco menos que deslegitimar los resultados". Alfonso Rojo se lo pasa pipa con Podemos. "Lo más divertido es la cara de tontos que se les ha quedado a Pablo Iglesias y sus compinches (...) Esos chicos de Podemos, que son menos listos de lo que la vaporosa profesión periodística da por supuesto, se habían repartido la piel del magullado oso socialista sin haberlo cazado y es lógico que anden tan alicaídos (…) No ha habido sorpasso, sino tortasso". Jua, jua, cómo mola, qué ingenioso.

A continuación