Un alcalde socialista: "Se le dio el contrato porque me salió de la polla"

Las grabaciones al alcalde de un pueblo de Sevilla demuestran amaños en la adjudicación de contratos.

Pedro de Tena (Sevilla)

Cuenta El Mundo que Diego Agüera, alcalde socialista de La Algaba (Sevilla) ha admitido en una grabación amaños en la adjudicación de al menos dos contratos municipales."Aquí se está a los pies del PSOE", dice a una militante socialista, cuyo padre recibió uno de los contratos. "Se le dio [un contrato] porque me salió a mí de la polla"; "Hay más de cuarenta empresas y se la di a tu padre". Los entrecomillados son del alcalde de La Algaba (Sevilla), Diego Manuel Agüera (PSOE), y corresponden a una conversación que mantuvo en 2013 con una trabajadora del Ayuntamiento y afiliada socialista en la que se refiere a varios contratos adjudicados por su equipo de gobierno.


La grabación ya está en manos de un juzgado de Sevilla, tiene una duración aproximada de diez minutos y en ella el alcalde reconoce que se habrían amañado, al menos, dos adjudicaciones de dos contratos municipales. El primero de ellos, una obra por un importe de 140.000 euros y, la segunda, el suministro de carros para los barrenderos, por 22.000 euros. En el primer caso, el adjudicatario no es otro que el padre de la militante socialista a la que se lo cuenta, E.C.G., cuya familia, por lo que asegura Agüera, se habría visto beneficiada notablemente por las adjudicaciones del Consistorio.

"Nosotros con ustedes hemos hecho virguerías", le dice en un momento de la conversación a E.C.G. para, acto seguido, añadir que una obra de 140.000 euros "se le dio porque me salió a mí de la polla". La interlocutora del regidor le contesta que se le dio a su padre porque no había otros licitadores. Ésta fue la respuesta de Agüera: "Que no había licitadores dice, pero ¿tú qué eres, tonta?". Y sigue: "Hay más de cuarenta empresas que licitan y se la di a tu padre".

La otra adjudicación pública de la que hablan es el suministro de carros para los barrenderos, un contrato respecto al cual el alcalde de La Algaba manifiesta que el Ayuntamiento pagó al adjudicatario los "22.000 pavos" y, sin embargo, recibió diez carros menos de lo estipulado. "Eso es robar, en mi pueblo se llama robar. Y estamos 'callaos' como putas. Antes eso que se entere la oposición y vayamos p'alante porque eso es robar", apostilla elevando la voz en una conversación que va subiendo continuamente de tono y en la que deja claro cuál es la prioridad de su gestión.

"Aquí se está a los pies del PSOE", le dice a la trabajadora y militante socialista en un momento de su reunión, añadiendo, a modo de aclaración, que "tú no estás a los pies de nosotros, que yo me iré y tú estás a los pies del PSOE". En la conversación también participa el primer teniente de alcalde, José Manuel Gutiérrez Retamino, quien recrimina a E.G.C. que su marido se relacione, e incluso proporcione un trabajo, al ex regidor de IU José Luis Vega.

Gutiérrez Retamino, asimismo, saca a colación los comentarios que circulan acerca de la colocación de su novia en el Ayuntamiento, conminando a E.G.C. a que delate a la persona que se lo había dicho a ella. Va más allá y llega a amenazarla: "Bueno, te voy a dar un ultimátum y te lo voy a dar ahora mismo, aquí: o dentro de una semana está aquí el que te ha dicho eso o dentro de una semana estás en la calle. [...] Por mi padre te lo juro".

Todo lo anterior fue denunciado ante los juzgados de Sevilla el pasado día 12 mediante un escrito firmado por Juan José G.R., que asegura haber recibido de forma anónima un CD con la grabación de una reunión que, afirma, tendría como objeto presionar a E.G.C. "con artes propias de un grupo criminal". En opinión del denunciante, los hechos que se cuentan en la cinta podrían ser constitutivos de delitos de prevaricación, malversación de caudales públicos, amenazas y contra la libertad de trabajadores.

A continuación