Hermann Tertsch alarmado: Rajoy "entona el no a la guerra con Pablo Iglesias"

Acaba la semana con París en todas las portadas mientras sobrevuela el temor a que los del 'no a la guerra' desempolven las pistolas.

Pilar Díez

El Mundo titula: "Liberté, egalité, fraternité... securité". "Valls anuncia medidas que limitan las libertades civiles para luchar contra el terrorismo". Santiago González hace de tripas corazón y se esfuerza en discutir al ególatra patológico Pablo Iglesias. "El adanismo es lo que tiene, que el mundo no existió hasta su llegada, nadie tuvo ideas antes que las suyas. Pablo Iglesias dijo ayer que fue a su partido a quien se le ocurrió la idea de cortar la financiación al Daesh y que ahora todos los demás le están dando la razón". Lo de su partido lo diría para disimular, en realidad se refería a que la idea era exclusiva suya. "A nadie se le había ocurrido que al terrorismo hay que cortarle las alas financieras hasta que llegó este indocumentado a la vida política española". Y le estampa en la cara los muchos y variados organismos ya existentes para combatir el blanqueo de dinero procedente del terrorismo. "Él está contra Arabia Saudí, que son suníes, mientras la República Islamista de Irán, que le patrocina su programa Fort Apache en Hispan TV, son chiíes".

Federico Jiménez Losantos está enfadado con Arcadi Espada por su artículo de ayer en el que decía que los que atentaron en Madrid no querían acabar con el Gobierno del PP. Le asombra que "mi admirado Arcadi Espada no se apee de la versión oficial". "Si Arcadi dice que los que volaron simultáneamente cuatro trenes no sabían, pese a sus evidentes conocimientos, que había elecciones en España, ni querían derribar al Gobierno, es que sabe quiénes son. Por favor, cuéntalo".

El País se congratula de que Rajoy haya acatado las directrices que le dio ayer en su editorial. "Rajoy ofrece relevar a Francia en el control militar en África" para que los franceses puedan dedicarse a tiempo completo a sus cositas. Visto el éxito, hoy extiende sus sabios consejos a toda la UE. "La UE no puede cerrarse, pero debe reforzar el control de sus límites exteriores (…) Este reforzamiento en ningún caso debe significar que esa frontera sea infranqueable". Xavier Vidal-Folch dice que hay guerras buenas y guerras malas, y esta es una guerra buena, sobre todo porque la dirige un socialista. "Hay guerras fatales y contraproducentes como la de Irak. Guerras desconcertadas como la de Afganistán. E intervenciones militares justas y correctas, como la de Kosovo". La intervención en los Balcanes fue "cirugía fina" y "proporcionada a los objetivos. Aprendamos también de las cosas bien hechas". Manuel Lafont y François Godement también están guerreros. "Los europeos deben dejar de engañarse y creer que es posible la no intervención cuando el EI está asesinando en masa (…) Si no ponemos en práctica una defensa avanzada, el riesgo será una batalla interminable en nuestras tierras". Y pide una "intervención terrestre autorizada por la ONU", en la línea de Albert Rivera, a quien David Trueba acusa de haberse "precipitado en su reacción bélica tras los atentados". Un titular deja clara cuál va a ser la actitud de Cebrián. "El PSOE, dispuesto a atender las peticiones militares de Francia". Que se entere Pedro Sánchez, no vaya a caer en la tentación de hacer el pablemos y sumarse al remake del noalaguerra.

ABC no abre con Francia porque tiene una exclusiva. "Los abogados de Urdangarín y Torres valoran alcanzar un pacto con el fiscal que incluya cárcel". ¿Quién se acuerda ya de Urdangarín? El editorial principal advierte contra los chacales políticos del noalaguerra que están al acecho. La extrema izquierda, "en una utilización indigna de los atentados de París, se ha propuesto resucitar el no a la guerra como lema de movilización ciudadana para desalojar al PP del poder". "Los países amenazados, incluida España, están en el legítimo derecho de defenderse". Pero mientras está toda Europa buscando a un asesino y tratando de frenar las matanzas, "a Pablo Iglesias solo le interesan la convulsión, los votos y buscar argumentos exculpatorios de los terroristas. Hacerlo desde la convicción ya es ofensivo para sí mismo. Pero recurrir a la mentira, como hace Podemos, es abyecto". Hermann Tertsch está a punto de cortarse las venas. Lo que faltaba ya era que Rajoy se haga podemita. "El presidente Rajoy está tentado de entonar el 'no a la guerra' en tándem con Pablo Iglesias, tan disminuido ya este narcisista caudillo fallido, que hasta cae simpático en La Moncloa". Lo mismo Mariano se nos deja coleta.

La Razón denuncia: "Fallo de los controles: Abaaoud entró hasta tres veces en Europa". Como Pedro por su casa, vamos. Marhuenda regaña a la UE. "Sin duda, de los errores se pueden extraer lecciones provechosas, pero a condición de asumirlos (...) La mayor parte de los países europeos no ha prestado a la amenaza yihadista la atención que merece". Estos europeos, Marhuenda, es que son más despistados.

Y La Vanguardia tiene un cabreo supino porque Rajoy no ha llamado a Mas en su ronda de consultas sobre el terrorismo. "El teléfono, cuestión de Estado". ¿Pero de qué Estado, ese del que Mas se ha desconectado? Enric Juliana exige a Rajoy que le llame. "Rajoy ha desconectado de la Generalitat. Es un error (...) Hablando con el presidente catalán, Rajoy efectuaría un ejercicio de hegemonía política y moral. Ignorándole hace una concesión al partido del castigo (la fracción política y mediática favorable a la penalización de las instituciones catalanas)", presiona. Rajoy les ha dejado clarito que "es un gesto político" y que "reanudará sus conversaciones con Mas el día que el presidente rectifique sus posiciones independentistas". Ese es mi Rajoy. Sé fuerte, presidente, aguanta.

A continuación