Este sábado se cambia la hora: a las tres serán las dos

Deberemos retrasar el reloj para adaptarnos al horario de invierno de 2015.

Libertad Digital

Este fin de semana tendremos una hora más de sueño. Este sábado por la noche deberemos retrasar el reloj para adaptarnos al horario de invierno de 2015. Así, en la madrugada del 24 al 25 de octubre, a las tres serán las dos.

En este nuevo período del año habrá menos luz, anochecerá antes y los días serán más cortos. El objetivo de este atraso: ahorrar en consumo de energía y equiparar el arranque de la jornada laboral con las horas de luz natural.

La mayor parte de los terminales digitales están programados para modificar la hora de forma automática, pero, como es evidente, los relojes analógicos deberán ser ajustados manualmente.

El cambio de hora comenzó a extenderse de modo desigual desde 1974 a causa de la primera crisis del petróleo, momento en el que algunos países decidieron adelantar sus despertadores para aprovechar mejor la luz solar y gastar menos en iluminación.

En España, la primera norma publicada con este tipo de contenido fue un real decreto del año 1918, por el que se retrasaba la hora oficial como medio de conseguir el ahorro de carbón.

A continuación