Albert Rivera, la estrella de los corrillos tras el sondeo del domingo

Fue uno de los más buscados en la recepción en el Palacio Real. Conversó con los monarcas sobre la encuesta del domingo.

LD/Agencias

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha expuesto este lunes a los Reyes su opinión sobre el ascenso electoral que atribuyen a su partido las encuestas, la última la que le situó el domingo prácticamente empatado con PP y PSOE, durante la recepción ofrecida por don Felipe y doña Letizia en el Palacio Real con motivo del Día de la Fiesta Nacional.

Unos diez minutos ha durado la conversación de Rivera con Felipe VI y la Reina Letizia, en la que el líder de Cs ha comentado, sobre las últimas encuestas, que, para su partido, el "termómetro importante" ha sido el resultado de las elecciones autonómicas catalanas.

También ha confirmado a los Reyes que acudirá a Oviedo para asistir a la entrega de los Premios Princesa de Asturias y ha explicado que le encanta esa Comunidad Autónoma, a la que suele viajar.

Rivera ha explicado a los periodistas que para él resulta muy fácil conversar con el Monarca por una cuestión generacional y ha recordado que, aunque es la primera vez que acude a una recepción en el Palacio Real, es "nuevo, pero no novato".

El más buscado

Rivera ha sido este lunes protagonista de numerosas conversaciones durante la recepción, así como el dirigente político más buscado por otros invitados, muchos de los cuales se han acercado a él en distintos momentos para saludarle y fotografiarse con él.

En la recepción, también se ha referido a la comentada ausencia del líder de Podemos, Pablo Iglesias, que estaba invitado. Rivera ha dicho que "él sabrá por qué no viene", pero que para aspirar a ser presidente del Gobierno hay que estar en el día de la Fiesta Nacional. "Hay millones de ciudadanos que nos votan y hay que respetarles", ha añadido.

En su opinión, no hay que "confundir" la fiesta del 12 de octubre con el día de la Monarquía, y ha manifestado que hay que "perder el complejo" de estar orgulloso de ser español no sólo desde las instituciones, sino también "en la calle". "Felipe VI no es el problema de España", ha sentenciado.

Para Rivera, para estar en política hay que "ir más allá del cabreo", en referencia a Podemos, y hacer propuestas, como ha dicho que él hace, porque el objetivo es gobernar un país.

A Rivera se le ha visto conversando, además de con los Reyes, con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez; la ministra de Fomento, Ana Pastor; y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, entre otros asistentes. Sin embargo, no ha hablado con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, quien se ha marchado bastante temprano.

A continuación