El etarra que mandó el anagrama de ETA a una víctima, en la calle

El terrorista envió un SMS con el anagrama de ETA a la hermana de Ignacio Uría, asesinado en 2008.

LD/Agencias

El etarra Antxo Guinea Lasurtegui, detenido este viernes por un delito de amenazas terroristas al mandar un sms con el anagrama de ETA (el hacha y la serpiente) a una víctima de la banda ha quedado en libertad, según han informado a Europa Press fuentes de la lucha antiterrorista.

Guinea envió el mensaje de móvil a la hermana de Ignacio Uría, empresario vasco asesinado por la banda en 2008. Fue una de las 12 personas asesinadas por ETA entre la ruptura de la negociación con el Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero iniciada en 2006 y el anuncio del cese definitivo de la violencia de 2011.

En torno a las 14.30 horas el arrestado abandonó el cuartel de Inchaurrondo de la Guardia Civil donde fue trasladado después de ser detenido por agentes del Instituto Armado en la localidad de Lasarte (Guipúzcoa).

A su salida, Guinea Lasurtegui ha declinado hacer declaraciones y le esperaba un grupo de allegados, entre ellos su hermana y la abogada de presos de ETA Ainhoa Baglieto, si bien el detenido ha estado asistido durante su detención por un letrado de oficio.

Guinea Lasurtegui queda en libertad a la espera de recibir la citación judicial. La Guardia Civil considera que los hechos son constitutivos de un delito de amenazas terroristas, por los que podría ser condenado a hasta dos años de prisión.

Según el artículo 170 del Código Penal, "serán castigados con la pena de prisión de seis meses a dos años, los que, con la misma finalidad y gravedad, reclamen públicamente la comisión de acciones violentas por parte de organizaciones o grupos terroristas".

Guinea Lasartegui fue detenido en 1997 y condenado donde años después a pasar una década en prisión por haber integrado el grupo Txomin Iturbe. En concreto, se le acusó de pertenencia a banda armada y tenencia de explosivos.

A continuación