El TC avala la ley que dicta incompatible ser alcalde y diputado en Andalucía

La sentencia afecta a la secretaria general del PP-A, Loles López, los regidores de Sevilla y Córdoba y la de Fuengirola, Esperanza Oña.

Pedro de Tena (Sevilla)

La reciente sentencia del Tribunal Constitucional avalando la nueva ley electoral impulsada por el gobierno de coalición PSOE-IU en la que se dictamina que es incompatible ser alcalde/sa y diputado/a al tiempo, ha conducido al PP andaluz una situación inédita en su historia. De los 13 principales dirigentes, sólo cinco son diputados. Esto es, el 62 por ciento de su dirección no está presente en el Parlamento de Andalucía. Aunque el PP ha pedido aclaración al Tribunal Constitucional por esta sentencia, se da por hecho que ser diputado y alcalde no será posible a partir de ahora.

Inicialmente, el presidente andaluz del PP, Juan Manuel Moreno, fue designado a pesar de que no era diputado en el Parlamento de Andalucía. Ahora, su número dos, Dolores López Gabarro, ha decidido renunciar a su acta de diputada para seguir siendo alcaldesa de Valverde del Camino -Huelva-. La numero 3 y vicesecretaria general, Virginia Pérez, tampoco es diputada.

Por tanto, salvo el presidente de honor, Javier Arenas, que no tiene la responsabilidad de dirigir el PP andaluz, ninguno de los tres primeros espadas del PP andaluz tiene presencia parlamentaria. De los 13 principales dirigentes andaluces, ocho no son diputados.

Además, tendrán que decidir si siguen siendo diputados o no Juan Ignacio Zoido, alcalde de Sevilla, que ya ha anunciado que optará por seguir siendo primer munícipe sevillano. José Antonio Nieto, alcalde de Córdoba, ya ha decidido seguir siendo alcalde. Pedro Rodríguez, alcalde de Huelva, también prefiere seguir en la alcaldía. Esperanza Oña, una "histórica" popular y alcalde de Fuengirola tiene que decidir sobre la misma cuestión pero aún no lo ha hecho. De este modo, el PP andaluz puede quedarse sin figuras de gran peso político en el parlamento andaluz.

Ni el uno ni el dos ni el tres. Los tres principales cargos orgánicos del PP andaluz van a estar a partir de ahora ausentes del Parlamento autónomo, una situación anómala que obligará a aumentar la coordinación entre la dirección regional del partido y la del grupo parlamentario. Tras más de una semana de titubeos, la secretaria general de los populares, Dolores López Gabarro, ha resuelto el dilema que tenía desde que el Tribunal Constitucional avaló la ley electoral de Andalucía que declaró incompatible ser diputado autónomo y alcalde.

Loles López Gabarro seguirá como secretaria general del PP andaluz y se verá obligada a multiplicarse para atender su alcaldía, la coordinación del partido con el grupo parlamentario que hasta ahora presidía y ordenar el partido en las ocho provincias andaluzas.

A continuación