'La Vanguardia' propone explotar turísticamente las manifestaciones de Madrid

"Cada turista podrá encontrar la manifestación de sus sueños, que se adapte a su personalidad".

P. Díez

Clara Sanchis Mira ha tenido una gran idea y la expone en una columna en La Vanguardia. Propone "rentabilizar la variada agenda de manifestaciones de Madrid, enfocándola como un nuevo reclamo turístico". ¿No es genial? No sé qué vamos a hacer cuando se independicen los catalanes sin su espíritu emprendedor.

Sanchis explica su proyecto. "Las tenemos de todos los colores, y somos ya auténticos profesionales. Un publicista avispado sabría sacar provecho de esta nueva singularidad de nuestras calles y promocionarla en el extranjero, para reanimar nuestras arcas". ¡Pues claro! ¿Cómo no se le ha ocurrido al ayuntamiento?

Dice Clara Sanchis, que es una experta, que "en todas se respira un chorro de adrenalina que puede ofrecer al viajero una experiencia inolvidable, que le haga sentirse vivo, simulando su participación activa en alguna causa, fotografiándose con los lugareños más pintorescos. Las tenemos para todos los gustos, por lo que cada turista podrá encontrar la manifestación de sus sueños, que se adapte a su personalidad. Desde una marcha refrescante de ambiente festivo, con gorra y silbato, para el turismo familiar, hasta unas carreras apuradas delante de la policía, con quema de contenedores, para el turista inquieto que busca emociones fuertes. Algunas son una delicia". Incluso podrían traerse la suya propia si ese día ninguna se adapta a sus gustos, por un módico precio, por supuesto.

Y los empresarios, que están tan enfadados, que se apunten a la que quieran y hagan parques temáticos en sus tiendas, bares, etc. Ya sabes, si no puedes con el enemigo, únete a él. Barcelona se va a morir de envidia. Ellos solo tienen una monotemática.

A continuación