El cierre anticipado de los presupuestos dejan entrever elecciones en Andalucía

La figura del cierre presupuestario se suele hacer a final de año, con lo que aumentan las especulaciones de elecciones autonómicas.

Pedro de Tena (Sevilla)

La Consejería de Hacienda y Administración Pública: la Junta de Andalucía está barajando "cerrar" el presupuesto de la Junta de Andalucía de forma anticipada. De hecho, El Mundo asegura este miércoles que existe una instrucción interna que conmina a cerrar el presupuesto de este año en el mes de mayo. La figura del "cierre presupuestario" se refiere a la práctica de redistribución de recursos disponibles aún a final de ejercicio a objetivos pendientes con el fin de cuadrar las cuentas, algo que se suele hacer en el último trimestre del año en curso. Por ello, el supuesto cierre indicaría la voluntad de Susana Díaz de proceder a una convocatoria de elecciones anticipadas, algo que sigue negando.

Dado que tal cierre en mayo no es la costumbre, sólo sería justificable si hubiera un desajuste mayúsculo en la previsión de los ingresos que obligara a un reajuste presupuestario, pero esto es algo que no se da en la actualidad. Por tanto, la explicación "política" cobra delantera.

Como ya adelantó Libertad Digital, las elecciones no coincidirían con las europeas, que son en mayo, sino que tendrían lugar en el mes de octubre a finales, o a principios de noviembre, de modo que Susana Díaz pudiera llegar a las primarias del PSOE, que se celebrarán a finales de noviembre, habiendo ganado las europeas en Andalucía y habiendo ganado unas elecciones en Andalucía por vez primera.

Dado que las medidas que origina el cierre del presupuesto en mayo exige el acuerdo del Consejo de Gobierno, es del todo inexplicable cómo Izquierda Unida, socio de gobierno del PSOE, no ha sido informado de la operación, como se deduce de las manifestaciones del vicepresidente Diego Valderas, de IU, descartando su interés en ese anticipo electoral.

De hecho, IU ha confirmado que desconoce que exista una operación para reajustar el presupuesto y fijar las prioridades. Dado que IU tiene en sus manos tres consejerías del Gobierno andaluz, la de Administración Local y Relaciones Institucionales, la de Turismo y Comercio y la de Fomento y Vivienda, resulta llamativo el secretismo de la operación.

A continuación