Las startup sufren la lentitud del sector público para financiarse

El sistema bancario se queda fuera de la ecuación al no ser capaces de ofrecer las condiciones adecuadas.

Libre Mercado

Las startups españolas consiguen financiación con mayor facilidad del sector público que de bancos, aunque señalan que estas ayudas son lentas y exigen numerosos requisitos a la hora de expedir certificaciones, licencias o permisos. Así lo recoge el informe de RSM Future in progress: el sector emprendedor español en primera persona, para el que han entrevistado en profundidad a diez emprendedores de las startups Bodas.Net, Exoticca, Colvin, The Power MBA, Monei, Seedtag, gibobs, Wallapop, Bipi Car y Trucksters.

"La empresa se ha enfrentado con diferentes retos, como todas las startups en sus inicios. La burocracia es uno de ellos: tener que solventar todos los requisitos y requerimientos que debe cumplir cualquier empresa justo en sus primeras fases, en un momento en que está muy enfocada en su producto y en el mercado, es difícil", ha señalado el director financiero de Wallapop, Joaquín Ruiz.

El estudio concluye que el ecosistema emprendedor español "todavía está madurando" y las firmas de venture capital nacionales no consiguen satisfacer todas las necesidades de las startups, en tanto que los bancos se quedan fuera de la ecuación al no ser capaces de ofrecer las condiciones adecuadas.

Esto hace que las compañías recurran a fondos extranjeros para conseguir financiación, una vez cuentan con métricas de facturación y número de clientes suficientes como para obtener créditos o aportes a capital de origen privado.

Según datos de la Asociación Española de Capital, Crecimiento e Inversión (Ascri) de 2020, los fondos internacionales contribuyeron con más del 75% del volumen total invertido en empresas españolas, uno 1.365 millones de euros en 587 inversiones.

"Empieza a haber fondos españoles un poco más grandes, con conexiones internacionales, que te facilitan ese puente a inversores extranjeros. Gracias a los contactos de nuestros inversores españoles en etapas semilla, en nuestra tercera ronda oficial ya han entrado inversores de capital riesgo internacionales, concretamente procedentes de Luxemburgo y de Estados Unido", ha señalado el director de operaciones de Exoticca, Lluis Vidal.

¿Inversión extranjera? No, financiación alternativa

No obstante, emprender ahora es más fácil que en el pasado al existir un ecosistema cada vez más potente de financiación y redes profesionales que apoyan este tipo de iniciativas.

Los tipos de interés actuales, que dificultan la rentabilidad de algunos activos más tradicionales, hace que algunos inversores busquen en las startups un nuevo activo del que obtener mayor rentabilidad, a cambio de asumir un mayor riesgo.

Sin embargo, y pese a las cifras de inversión extranjera, no es necesario recurrir a otros mercados para obtener financiación gracias a las distintas vías y líneas de crédito al alcance de nuestro sector empresarial. Y es que, más allá del sistema bancario tradicional y también del sector público, gracias a entidades de financiación alternativa como Gedesco las empresas tanto de reciente creación como en plena etapa de crecimiento disponen de múltiples herramientas y garantías de liquidez y de solvencia.

Sea cual sea el servicio prestado por Gedesco, desde la concesión de préstamos o el descuento de pagarés hasta el renting o el confirming, los negocios pueden contar así con total libertad e independencia financieras y los recursos necesarios para llevar a cabo su actividad empresarial y económica.

A continuación