Adidas reduce un 95% su beneficio hasta marzo por el impacto de la covid-19

"A pesar de la actual situación, confío en las atractivas perspectivas a largo plazo para Adidas", declaró el consejero delegado, Kasper Rorsted.

LD/Agencias

El fabricante alemán de ropa y calzado deportivos Adidas registró un beneficio neto atribuido de 31 millones de euros al cierre del primer trimestre de 2020, lo que equivale a una caída del 95,1% en comparación con su resultado del mismo periodo de 2019 como consecuencia de la pandemia de la covid-19, y alertó de que sus resultados del segundo trimestre pueden mostrar un deterioro aún mayor por el impacto adverso de la Gran Reclusión, que mantiene cerradas más del 70% de las tiendas de la firma germana en todo el mundo.

Las ventas de Adidas entre enero y marzo de 2020 alcanzaron los 4.753 millones de euros, un 19,2% menos que en el primer trimestre de 2019, incluyendo un descenso del 20,1% de la facturación de la marca Adidas, hasta 4.269 millones, y del 11,4% en Reebok, hasta 372 millones.

Por regiones, las ventas de la compañía germana cayeron un 44,7% en Asia Pacífico, hasta 1.184 millones de euros, puesto que fue la región más afectada por los cierres durante el trimestre, mientras que en Europa, los ingresos de Adidas cayeron un 8%, hasta 1.426 millones, y en América crecieron un 3,8%, hasta 1.201 millones.

Al cierre del trimestre, Adidas contaba con liquidez por importe de 1.975 millones de euros, de los que dos terceras partes es directamente accesible al mantenerse en Adidas AG, mientras que la deuda neta de la compañía era de 570 millones de euros, frente al saldo positivo de 908 millones del año anterior.

"Nuestros resultados del primer trimestre hablan de la gravedad de los retos que el brote de coronavirus representa incluso para empresas saneadas", declaró el consejero delegado de Adidas, Kasper Rorsted, al presentar las cuentas trimestrales de la multinacional, que anticipa un impacto aún más significativo de la pandemia en sus cuentas del segundo trimestre.

En este sentido, aunque Adidas no ofreció proyecciones para el conjunto del ejercicio, la multinacional de las 'tres bandas' indicó que, como consecuencia del cierre de más del 70% de sus tiendas, espera que la caída de sus resultados sea aún más pronunciada en el segundo trimestre, cuando calcula que sus ventas podrían estar incluso más de un 40% por debajo de la cifra del mismo periodo de 2019 e incluso registrar un resultado operativo negativo.

"A pesar de la actual situación, confío en las atractivas perspectivas a largo plazo para Adidas", indicó Kasper Rorsted, para quien el enfoque en la aceleración del negocio digital y la red propia de tiendas dará aún mejores resultados en el futuro. "Estamos bien posicionados como una compañía global con marcas fuertes", añadió.

A continuación