La millonaria factura de suspender los principales festejos veraniegos

Las fiestas del Orgullo Gay son las que más impacto económico generan entre las celebraciones estivales.

Patricia Malagón

Pamplona ha anunciado que las fiestas en honor a San Fermín del año 2020 quedan suspendidas debido a la pandemia vírica provocada por el coronavirus. "Les hemos convocado para dar una noticia que por muy esperada que fuese no deja de producir tristeza. Hemos tomado la decisión de suspender las fiestas de San Fermín de este año", ha anunciado la alcaldesa en funciones, Ana Elizalde.

A la suspensión de San Fermín se suman ya las del Orgullo Gay de Madrid, y quedan en vilo otros eventos del verano como el descenso del Sella o la Feria de Málaga, etc. En total, entre los siete principales eventos veraniegos generan un impacto económico de unos 644 millones de euros, que este año están en vilo debido a las medidas que se pueden tomar después del confinamiento total actual.

El orgullo

Las fiestas del Orgullo Gay son las que más impacto económico generan entre las celebraciones estivales. En total, en 2019 dejaron en Madrid 400 millones de euros gracias al desplazamiento de 1,5 millones de turistas a la capital de España, según Telemadrid. Todo ello gracias a que Madrid se ha convertido en una de las ciudades de referencia para este colectivo.

San Fermín

Tal y como contamos en Libre Mercado, las fiestas de San Fermín han dejado a la ciudad de Pamplona 740 millones de euros en la última década. Según los cálculos del Ayuntamiento de la urbe, el impacto del último año del que se tienen datos, 2017, fue de 150 millones de euros. Es decir, entre estas dos festividades las pérdidas ya son de 550 millones de euros.

La Tomatina

El Ayuntamiento de Buñol ha decidido "por seguridad y responsabilidad" suspender la Tomatina del próximo mes de agosto, que celebraba su 75 aniversario. Esta fiesta deja cada año 2 millones de euros a la localidad.

Moros y Cristianos

La fiesta de Moros y Cristianos de Villajoyosa que se celebra el último fin de semana de julio también se ha suspendido hasta 2021. Las pérdidas serán de 2 millones de euros, según las fuentes municipales. La Asociación Santa Marta, entidad organizadora, ha mostrado su "pesar por las consecuencias de carácter emocional y económico que para muchas personas está causando esta situación", pero consideran que la salud pública y el interés general "están en juego y es momento de ser fuertes y estar unidos ante la adversidad". Pero, sin duda, el mes de agosto es el que concentra más fiestas populares que también podrían quedar suspendidas.

Más fiestas en duda

La Feria de Málaga fijada para la segunda semana de agosto deja en la ciudad andaluza 50 millones de euros. El descenso del río Sella en Asturias, que tiene lugar a principios de agosto, genera unos ingresos de 10 millones de euros. Por último, las fiestas del Barrio de Gracia en Barcelona también arrojan 30 millones de euros en impacto económico. Por tanto, haciendo una suma de los siete eventos, se podrían dejar de ingresar 644 millones de euros.

A continuación