¿Quién fabrica el papel higiénico en España y por qué no se nos habría agotado a pesar del pánico?

En España hay nueve empresas, con un total de doce fábricas, que producen papel higiénico.

Beatriz García

Los primeros días de confinamiento de la crisis del coronavirus provocaron una extraña fiebre por el papel higiénico entre los consumidores españoles. A mediados de marzo, la clientela arrasaba en los supermercados con la denominaba compra búnker, y uno de los primeros productos en desaparecer de las estanterías fue el codiciado papel higiénico. La leche, las conservas, la pasta, el arroz o el jabón tampoco fallaban en la lista de los angustiados clientes. Son productos básicos, baratos, con una larga caducidad y de fácil almacenamiento. Esa es la explicación.

"El papel higiénico, el arroz o la pasta tienen un coste bajo y una caducidad muy alta. Son los productos ideales para calmar psicológicamente al consumidor en caso de pánico. Hay que tener en cuenta también que el papel higiénico abulta mucho y enseguida se vacían las estanterías, aunque no se haya dado salida a tantas unidades. También, un paquete de papel higiénico destaca mucho en un carro y en las fotos parecía que era lo único que llevaban", explicaba el 12 de marzo, en pleno boom de ventas, el profesor del EAE Business School y consultor de operaciones de Everis, José Luis Morato, a Libre Mercado.

Ha pasado más de un mes desde la declaración del estado de alarma, y el tipo de consumo en los supermercados ha cambiado mucho. Ahora, ha aparecido el fenómeno de la compra capricho, donde triunfan los helados y los chocolates, así como la harina o la levadura, porque los compradores también se han aficionado a hacer pasteles y pan en casa. Pero ese primer ansia por acumular productos de primera necesidad en el domicilio nos ha permitido conocer, no sólo lo eficiente que es la red logística de los supermercados españoles, sino también quién está detrás de la fabricación de papel higiénico en España.

¿Quiénes son los fabricantes?

En nuestro país hay diez fábricas de celulosa, que es la materia prima con la que se elabora el papel higiénico, y setenta fábricas de papel, que producen diferentes tipos de producto: higiénicos, sanitarios, para envases y embalajes, gráficos etc. Casi todas ellas han permanecido abiertas en la pandemia por tratarse de servicios esenciales. Se reparten por todo nuestro territorio, como puede verse en el siguiente mapa.

mapa-centros-de-produccion.jpg

Según la información que ha aportado la patronal del sector papelero ASPAPEL a este periódico, estas son las nueve empresas, con un total de doce fábricas, que producen papel higiénico en España, tanto para marca propia como para marca blanca:

  1. Essity: es una multinacional sueca (antigua SCA) con dos fábricas en España. Es responsable de las marcas Colhogar o Cosy.
  2. Gomá y Camps: es una empresa familiar catalana con 260 años de historia y dos fábricas. Una de sus marcas es Trébol.
  3. Isma 2000: es también catalana y trabaja con papel reciclado.
  4. Sofidel: es una multinacional italiana con fabrica en Buñuel (Navarra). Una de sus marcas es Regina.
  5. Lucart: es también una multinacional italiana con fabrica en España. Grazie es una de sus marcas.
  6. MacLean Ibérica: tiene su fábrica en Murcia.
  7. Northwood Dicepa: con fábrica en Huesca, una de sus marcas es Whisper.
  8. Cominter-Kartogroup: tienen dos plantas en Hernani (País Vasco) y en Burriana (Castellón). Fabrica la marca blanca del papel higiénico de varias cadenas de distribución.
  9. ICT Ibérica: perteneciente a la multinacional italiana ICT, tiene fábrica en Burgo de Ebro. Tiene entre sus marcas a Foxy.

España fabrica más de lo que consume

Aunque en ASPAPEL todavía no tienen datos oficiales de las ventas del sector durante la pandemia, estiman que la demanda de papel higiénico pudo crecer hasta un 50% "por el efecto acopio que muchos hogares realizaron al inicio, si bien ahora la demanda de este producto ha vuelto a normalizarse", declaran fuentes de la patronal. El incremento de la demanda inicial se atendió, principalmente, gracias a los stocks disponibles al inicio de la crisis sanitaria, pero también aumentando la producción de las plantas. "El acopio no está justificado pues España tiene capacidad suficiente de fabricación de este tipo de papeles, no solo para una situación normal sino incluso para puntas de demanda", explican, por lo que hubiera sido muy difícil que los hogares españoles se hubieran quedado sin el deseado producto a pesar del pánico que cundió. De hecho, según ASPAPEL, la falta de papel higiénico en esos momentos puntuales "fueron causados más por limitaciones en los puntos de venta que en la producción del papel en las fábricas".

En 2019, el consumo de papeles higiénicos y sanitarios (papel higiénico, de cocina, pañuelos, servilletas, compresas, pañales…) en España fue de 742.300 toneladas, un 4% más que el año anterior. La producción de este tipo de papeles en ese periodo fue de 777.400 toneladas, un 8,2% más que en 2018, por lo que nuestro país fabrica más papel higiénico y sanitario del que consumimos.

Los papeles higiénicos y sanitarios suponen el 12% de la producción española de papel, que incluye además papeles para envases y embalajes (cajas, bolsas…), papeles gráficos (prensa, impresión y escritura) y papeles especiales. Todos estos papeles para distintos usos suman una producción en nuestro país de 6,2 millones de toneladas.

La celulosa 'made in Spain'

La española Ence Energía y Celulosa es una de las suministradoras de celulosa más importantes del país y de Europa. Desde sus fábricas de Navia (Asturias) y Pontevedra, juega un papel fundamental en el suministro de celulosa a los fabricantes de papel higiénico, aunque hay algunos de ellos que utilizan papel reciclado, como Isma 2000.

A nivel global, la industria papelera española realiza un ciclo virtuoso de aprovechamiento sostenible de la materia prima. El 70% de la materia prima empleada por la industria papelera española es fibra reciclada y el 30%, fibra virgen de madera mayoritariamente certificada. Hablamos pues de una materia prima renovable —la madera— y de todo un ciclo de aprovechamiento a través del reciclaje masivo de los productos papeleros.

El 96% de la madera y el 73% del papel para reciclar que utiliza como materia prima la industria papelera española son de carácter local. Se trata de madera procedente de plantaciones locales de pino y eucalipto y de papel para reciclar recogido en España. El pequeño porcentaje de materias primas no locales (un 4% de la madera y un 27% del papel para reciclar) procede de países europeos limítrofes.

A continuación