Axel Kaiser: "Los ataques a Amancio Ortega funcionan como un impuesto psicológico al éxito"

"Hemos cultivado mucha envidia social en el mundo hispano. Demasiada", señala el abogado y pensador liberal chileno.

D.S.C.

El abogado y pensador liberal chileno Axel Kaiser ha visitado España para participar en La Convención, la segunda edición de una cumbre anual organizada por la New Direction. A lo largo del evento, Kaiser tomó la palabra para reflexionar sobre los retos en materia de desarrollo social y económico que enfrenta su país.

"Chile ha vivido un milagro. En los años 70 enfrentábamos una situación económica devastadora, con un grave problema de hiperinflación. Esa fue la herencia de Salvador Allende. Bajo el régimen de Augusto Pinochet se intentaron medidas intervencionistas que tampoco funcionaron. Fue entonces cuando llegaron los Chicago Boys y promulgaron reformas orientadas a abrir la economía al mercado", señaló.

El autor de La tiranía de la igualdad recordó que, "desde que Chile abrazó el capitalismo, la pobreza ha bajado del 50% al 10% y el ingreso medio por habitante se ha cuatriplicado. Somos el país latinoamericano más próspero. Aparecemos como líderes en todos los indicadores regionales. Pero queda un salto pendiente, el de la sofisticación de nuestro tejido productivo".

"Estudiando la riqueza de las naciones, lo que te encuentras entre los casos más exitosos son dos niveles de progreso: países simplemente prósperos y países profundamente prósperos. Eso segundo es a lo que debe aspirar Chile. No vale con superar al resto de América Latina, el objetivo es reproducir los altísimos niveles de bienestar que tienen países como Australia, Estados Unidos o Suiza", apuntó.

El autor chileno apuntó que "para llegar a ese punto de progreso, hace falta algo más que impuestos bajos o acuerdos de apertura comercial. Además de esas instituciones formales de libertad económica, hacen falta instituciones sociales y culturales que alienten, acompañen y aceleren los procesos de modernización empresarial capaces de permitirnos un salto exponencial en nuestro bienestar".

Kaiser recordó que "en América Latina vemos que el capital humano emigra al extranjero, en busca de otras latitudes donde la cultura del esfuerzo y del éxito está más enraizada. El emprendimiento, la innovación… Todo eso necesita un entorno en el que los avances se profundicen y se aceleren, en el que la inversión sea más potente".

"Envidia social"

"Hemos cultivado mucha envidia social en el mundo hispano. Demasiada. Y esa envidia funciona como algo así como un impuesto psicológico al éxito. Lo vemos en los ataques contra Amancio Ortega. Seguro que el fundador de Inditex se pregunta a veces por qué le ha tocado aguantar tantos ataques y qué dirían de él en otro país como por ejemplo Estados Unidos, donde los grandes empresarios son casi héroes civiles", apuntó.

Kaiser alertó también sobre la abulia que exhibe la derecha política hispana a la hora de plantar cara a esa visión pesimista de los procesos de mercado. "La derecha se acompleja una y otra vez ante la izquierda. Les han entregado las universidades, los medios de comunicación… Controlan el relato. Y todo eso hace muy difícil defender una sociedad que valore más al emprendedor y genere un caldo de cultivo para que surjan más innovaciones, más creatividad, más y mejor capitalismo en definitiva".

A continuación