Juan Osuna, nuevo consejero delegado de OHL

OHL nombra a Juan Osuna nuevo CEO en sustitución de Tomás García Madrid, que presentó su dimisión tras poco más de un año en el cargo.

LM/Agencias

OHL ha nombrado a Juan Osuna nuevo consejero delegado en sustitución de Tomás García Madrid, quien ha presentado su dimisión tras poco más de un año en el cargo y ha dejado la compañía. La constructora controlada por el grupo Villar Mir releva a su primer ejecutivo en pleno proceso de saneamiento y ajuste para reducir su endeudamiento, volver a beneficios y recuperar el 'investment grade'.

En el marco de este proceso, la pasada semana OHL cerró un acuerdo con el fondo australiano IFM para venderle por 2.235 millones de euros toda su división de concesiones de la que, precisamente, Juan Osuna era consejero delegado.

El nuevo primer ejecutivo de la constructora, que también tendrá el cargo de vicepresidente segundo, acumula una trayectoria profesional de 18 años en el grupo que actualmente preside Juan Villar-Mir, especialmente en el área de concesiones, en cuya constitución participó en 2002. Juan Osuna es ingeniero de caminos, master Science por la universidad de Wisconsin y MBA por la Universidad de Comillas.

El nuevo consejero delegado tendrá la máxima responsabilidad en todas las divisiones del grupo, ahora acotadas a la construcción y los servicios tras la desinversión en concesiones. OHL aseguró en un comunicado que sus principales retos pasan por "impulsar" el negocio de ingeniería y construcción, y también el de Desarrollos, que abarca el proyecto comercial y residencial de Canalejas y uno similar que realiza en Londres, además de la actividad de servicios. En concreto, la compañía le ha encomendado que la tradicional actividad constructora vuelva a ser una división "sostenible y generadora de caja".

En la actualidad, esta división ha sido saneada para identificar y provisionar la veintena de proyectos de construcción internacional en los que han surgido problemas, y también reestructurada, para centrarse en los mercados internacionales en los que el grupo ya está presente y en obras rentables.

Además, tendrá que culminar el cierre de la venta de OHL concesiones y convocar la junta de accionistas en la que debe aprobarse esta operación. No obstante, Juan Osuna toma también las riendas de la constructora semanas después de que reconociera haber abierto sus cuentas al gigante constructor chino China State Engineering Corporation (CSCE), que ha mostrado interés en tomar una participación en su capital.

Cierre de ciclo

En cuanto a Tomás García Madrid, el grupo ha aceptado la dimisión que ha presentado al puesto de consejero delegado y al de vicepresidente segundo alegando, según la empresa, que con la venta de concesiones considera completada la etapa para la que fue nombrado primer ejecutivo. García Madrid accedió a este cargo el 23 de junio de 2016, en sustitución de Josep Piqué y coincidiendo con el relevo generacional de la compañía por el que Juan Villar-Mir de Fuentes accedió la presidencia de OHL que le cedió su padre y fundador de la empresa Juan Miguel Villar Mir.

En este periodo, la compañía ha acometido el plan exprés de saneamiento y reestructuración que emprendió en agosto del pasado año, el annus horribilis de la empresa en el que marcó su mínimo histórico en Bolsa, sufrió tres rebajas consecutivas de rating y registró las primeras pérdidas de su historia por su endeudamiento y los problemas surgidos en dichos proyectos internacionales.

Cascasa de desinvesiones

Este plan incluyó un programa de desinversiones de activos en virtud del cual desde entonces OHL ha vendido desprendiéndose de la participación que tenía en Abertis, donde llegó a ser segundo mayor accionista, de parte del proyecto turístico de lujo mexicano de Mayakoba y de parte del de Canalejas de Madrid.

En paralelo, el Grupo Villar Mir también se ha desprendido de la participación de primer accionista que tenía en Colonial y actualmente trata de vender sus plantas hidroeléctricas. Tomás García Madrid deja ahora OHL, empresa a la que ha estado vinculado los últimos veinte años, al renunciar a los dos puestos que ocupaba en ella.

En este sentido, el consejo de administración de la constructora quiso "dejar constancia de la extraordinaria trayectoria y dedicación" de García Madrid durante este periodo de "exitoso trabajo" y de los "servicios prestados" al grupo OHL por los que expresó su "profundo agradecimiento".

A continuación