Juan María Nin: "Hay que salir del deudismo y recuperar el capitalismo"

El ex consejero delegado de Caixabank defiende “los valores de nuestros abuelos: dinero sólido, esfuerzo, ahorro, largo plazo…”.

Diego Sánchez de la Cruz

Juan María Nin ha ocupado puestos de alta dirección en entidades como el Banco Santander y el Banco Sabadell. Más recientemente, ha sido director general, consejero delegado y vicepresidente de La Caixa, ahora Caixabank. Además, ha pasado por instituciones de máximo nivel como el Banco Sabadell, el Fondo Monetario Internacional o ESADE.

Ahora, el banquero se lanza al ruedo editorial de la mano de Deusto, que acaba de publicar "Por un crecimiento racional", un libro que ya va a por la tercera edición y en el que se plantean "soluciones para salir del estancamiento y competir en un mundo digital". El pasado 19 de abril, Nin presentó el ensayo en Madrid, a lo largo de un acto organizado por la Fundación Rafael del Pino.

Nin explicó en su primera intervención que su pensamiento político y económico "ha sido forjado por la Escuela de Salamanca, que adelanta las ideas liberales que luego fueron desarrolladas por la Escuela Austriaca. Ese es el sistema de valores en torno al cual he reflexionado a la hora de escribir esta obra".

Según el autor del libro, "el crecimiento económico y la prosperidad económica no son objetivos per se, sino el resultado natural de hacer las cosas bien. Cuando el marco institucional es sólido y favorable al comportamiento libre y ético, las sociedades avanzan y las economías crecen. Cuando estos sistemas se tuercen, complican o alteran de manera arbitraria por la aplicación de modelos de ingeniería social, surgen comportamientos disfuncionales, los individuos se hacen irresponsables, los ciudadanos se convierten en consumidores, la corrupción crece, las sociedades se polarizan y los resultados conducen al estancamiento, cuando no al retroceso, económico y social".

"Hay que salir del deudismo. Hay que recuperar el capitalismo. Tenemos que recuperar valores de nuestros abuelos: dinero sólido, esfuerzo, ahorro, largo plazo… Eso es lo que conduce a un crecimiento económico sostenible. Un crecimiento apalancado conduce a la exuberancia irracional, al consumismo desmedido", señaló.

"Hemos agotado el ciclo de crecimiento apalancado"

El banquero entiende que "hemos agotado un ciclo de crecimiento que ha sido largo y que ha acumulado vicios ligados a la expansión monetaria. Nos hemos ido a un momento histórico, porque hay mucha deuda y muy poco capital. Esa deuda deviene en impagable en el momento en que el sistema no es capaz de mantener la productividad necesaria para refinanciarla. Por eso nos acercamos al abismo económico, por eso estalló la crisis, porque todo cayó como un dominó. De una base sólida de capital y de ahorro fuimos pasando a un esquema de deuda que estaba condenado a pinchar. Se acabó el ciclo de crecimiento muy apalancado".

Según Nin, "ahora estamos en un ciclo corto. La política monetaria y la política fiscal han permitido ganar tiempo. Pero ya no hay mucho más margen. Por eso, debemos plantearnos si queremos seguir en esta situación, condenados a décadas de estancamiento y de vulnerabilidad, o si nos atrevemos a dar un paso al frente, con ánimo de adoptar reformas que nos lleven a una economía más sana y a un ciclo de crecimiento sostenible".

Joaquín Almunia tomó la palabra durante el acto para expresar sus coincidencias y diferencias con el análisis de Nin. El ex comisario europeo reconoció que "una de las cosas que más le gustan del libro" es su defensa del bail-in, es decir, del rescate privado, financiado a cargo de los acreedores y ejecutado vía quitas, frente al modelo del rescate a cargo de los contribuyentes (bail-out), financiado con inyecciones dinero público.

Juan-Maria-Nin-Joaquin-Almunia.png
A continuación